Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa

Las minicasas están de moda y nadie puede negarlo. Vivir con lo mínimo e invertir menos tiempo y dinero en mantener el hogar es una tendencia que cada vez golpea más fuerte.

Diseñar una de estas casas para que sea cómoda y funcional no es nada fácil, pero después de vivir durante dos años en un contenedor de apenas dos metros cuadrados, a Jeff Wilson no le costó mucho construir una vivienda totalmente funcional en 33 m².

Los 33 m² mejor aprovechados que podrás encontrar.

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Este contenedor fue la casa de Jeff durante más de dos años.

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Y esta la minicasa de 33 metros cuadrados que diseñó tras la experiencia.

No le falta detalle

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Esta casa cuenta con todas las comodidades que se le puede pedir a un hogar y no podría estar mejor aprovechada. Baño completo, cocina abierta, salón/dormitorio e incluso un pequeño solarium. ¿Qué más se puede pedir? Pues altavoces incorporados, mucho espacio de almacenamiento y sensores de temperatura por toda la casa. No le falta detalle.

Un baño de 3 piezas

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Nada más entrar nos encontramos con este baño totalmente equipado con una ducha efecto lluvia.

Un armario empotrado

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Con este gran armario a lo largo del pasillo el almacenaje de tu ropa no será un problema.

Cocina de ensueño

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Una cocina completa con horno, nevera y lavadora/secadora. Lo único que echarás de menos serán las recetas de tu madre, pero también tienes espacio en el congelador para guardar sus fiambreras.

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa

La barra americana puede usarse para trabajar, desayunar o como espacio extra para cocinar. Los espacios multiusos son la clave de este tipo de viviendas.

Salón a doble altura

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Lo mejor en el menor espacio posible. Un salón a doble altura que no desperdicia ni un metro.

La escalera se convierte en armario

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Y el sofá, en una cama de matrimonio

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

La guinda del pastel

Tras vivir dos años en un contenedor, diseñó su propia minicasa
kasita

Si todo lo anterior te ha parecido poco, lo mejor se reserva para el final con este increíble solarium o zona de lectura que inunda de luz toda la casa.

¿Serías capaz de vivir en una casa de solo 33 m²? ¿Sabes cuántos metros tiene la tuya?

Comparte con tus amigos con chalets y solo podrán pensar en lo poco que tendrían que limpiar.

Fuente: contemporistkasita