Esto parece una simple barrera de contención, pero su funcionamiento es brillante

Las barreras metálicas de contención se han convertido en algo muy común en nuestras carreteras. Están presentes al borde del asfalto, normalmente en autovías y autopistas.

Como bien sabrás, su principal finalidad es proteger a los conductores, proporcionando una resistencia extra para evitar que los coches, tras un despiste o un accidente, se salgan de la carretera.

Hay muchos casos en los que estas barreras han demostrado ser extremadamente eficientes y les han salvado la vida a muchas personas en todo el mundo. Pero, como todo, tienen sus límites.

Esto parece una simple barrera de contención, pero su funcionamiento es brillante

Debido a que están hechas de acero y a veces de hormigón, pueden causar graves daños a los pasajeros y al coche cuando se produce un impacto a gran velocidad.

Una compañía surcoreana llamada ETI cree que ha encontrado una alternativa mejor a las barreras metálicas para hacer las carreteras más seguras para todos.

Esto parece una simple barrera de contención, pero su funcionamiento es brillante

Su diseño innovador implica el uso de rodillos de plástico entre las barras de metal. El fin de estas estructuras de plástico es disminuir drásticamente la fuerza de impacto al mismo tiempo que evitar que el coche se vuelque.

Imagínate un momento cómo rebota un boxeador cuando es golpeado contra las cuerdas y vuelve a su posición original. Pues la idea es prácticamente la misma, y esto es el efecto que consiguen estos rodillos de plástico.

Esperamos que este innovador diseño se apruebe y pueda extenderse por todas las carreteras de todo el mundo para aumentar la seguridad de los conductores y disminuir las víctimas de accidentes de tráfico.

¿Crees que esta es una idea que potencialmente puede salvar vidas o simplemente llevaría demasiado tiempo para implementarlo?

Independientemente, desde rolloid os recomendamos que tenemos que ser muy prudente cada vez que cogemos el coche y respetar los límites de velocidad, y NUNCA conducir después de haber bebido alcohol. Así también podemos colaborar para disminuir el número de muertes en las carreteras.

¡No olvides compartirlo con tus amigos y familiares!