Una nueva especie: un estudio pone en duda que nuestros antepasados fuesen los neandertales

Las últimas investigaciones apuntan a que por la tierra pasaron muchos más de nuestros primos de cejas pobladas de lo que sugiere la evidencia arqueológica, y que lo más probable es que surgiera como especie mucho antes de lo que nadie había pensado.

Un nuevo estudio ha profundizado en nuestra genética, la de los neandertales, los denisovanos, en un intento por entender mejor la relación que existe entre las tres especies.

Y al parecer, los expertos descubrieron que a pesar de la baja diversidad genética (que sugiere que tal vez solo hubiesen existido unos pocos miles de neandertales campando los bosques de Eurasia), es posible que nos hayamos equivocado al pensar en la forma en que vivía la especie, y que es mucho más probable que hubieran decenas de miles viviendo en pequeñas poblaciones fragmentadas.

Una nueva especie: un estudio pone en duda que nuestros antepasados fuesen los neandertales
Jose Angel Astor Rocha / Shutterstock

La investigación apunta a que el linaje que con el tiempo daría lugar a la separación de los  neandertales y los denisovanos de nuestros antepasados (que se cree que sucedió cuando el Homo erectus emigró de África), casi se extinguió.

Si esto hubiese sucedido, significaría que los neandertales nunca habrían llegado a dominar Europa, y que cuando nuestra propia especie hubiera emigrado de África, habría encontrado un paisaje muy diferente, carente de muchos otros homínidos que también vivían en aquel tiempo.

Por otro lado, parece que la fecha en la que se pensaba que surgieron los neandertales también podría estar equivocada. Esta última investigación afirma que la división entre neandertales y denisovanos ocurrió mucho antes de lo que se pensaba, situándola en torno a 744.000 años atrás.

Una nueva especie: un estudio pone en duda que nuestros antepasados fuesen los neandertales
life_in_a_pixel / Shutterstock

Después de este punto, parece que una especie permaneció mayoritariamente en Europa y el Cercano Oriente, mientras que la otra vivió en las regiones montañosas de Siberia.

Finalmente, los investigadores creen poder explicar por qué las estimaciones anteriores sobre el tamaño de la población de neandertales oscilaba entre solo unos miles.

Al parecer, en realidad había decenas de miles de ellos, pero estos vivían en pequeñas poblaciones fragmentadas, lo que limitaba el intercambio de genes y, por lo tanto, da la impresión de que hubieron muy pocos.

Una nueva especie: un estudio pone en duda que nuestros antepasados fuesen los neandertales
gerasimov_foto_174 / Shutterstock

«La idea es que existieron pequeñas poblaciones aisladas geográficamente, como ocurre con las islas, que aunque a veces existe interacción entre ellas, es muy tedioso moverse de una a otra», explicaba Ryan Bohlender, coautor del estudio.

Esto podría alterar la forma en que tradicionalmente vemos a los neandertales y podría ampliar nuestra comprensión de su comportamiento, cultura e identidad.

¡Compártelo con todos tus amigos!

Fuente: Iflscience, Pnas, Phys