Una mujer decide jugársela en las escarpadas montañas de Colorado al oír el ruido y llanto de un canino

Seguro que has vivido de cerca alguna vez un caso de una mascota que ha desaparecido, y sabes lo mal que se pasa cuando esto ocurre. Pero por suerte, estas historias no siempre acaban mal. También existen los finales felices.

Trinity Smith había escuchado rumores de que había un perro que ladraba por las noches en una montaña en Colorado, Estados Unidos.

Una mujer decide jugársela en las escarpadas montañas de Colorado al oír el ruido y llanto de un canino
Trinity Smith / Facebook

La chica es una gran apasionada de los animales, por lo que al oír esto pensó que podría tratarse de un perro solitario que se había perdido o que había sido abandonado, y creyó que debía ayudar.

El desolado paisaje en el que no había ningún tipo de civilización daba pocas esperanzas de que hubiera un perro doméstico vivo. De hecho, muchos pensaban que se trataba de un coyote. Sin embargo, ella decidió ir en su búsqueda, ya que unas semanas antes había desaparecido un perro en la zona.

Una mujer decide jugársela en las escarpadas montañas de Colorado al oír el ruido y llanto de un canino
Trinity Smith / Facebook

Poco después de partir se dio cuenta de que los rumores eran ciertos. Una vez que subió a la montaña, escuchó ladridos que estaba segura que provenían de un perro. Pero le era imposible determinar de dónde, porque venía desde muy lejos.

El primer intento no fue fructífero, pero al día siguiente no dudó en volver, en este caso en compañía de su amigo Sean Nichols. Se iban turnando para llamar al perro, pero después de más de tres horas no obtuvieron ninguna respuesta. Pero justo cuando estaban a punto de darse por vencidos, oyeron el ladrillo cercano de un perro.

Una mujer decide jugársela en las escarpadas montañas de Colorado al oír el ruido y llanto de un canino
Trinity Smith / Facebook

Unos pasos más allá, encontraron un perro muy delgado tirado en el suelo. Necesitaba ayuda urgente. De hecho, si hubieran tardado un poco más, probablemente no lo habrían encontrado con vida.

Aunque en ese momento no lo sabían, se trataba de Chloe, una perra de 14 años que se había escapado durante una caminata con sus dueños seis semanas antes. Aunque estos habían estado buscándola durante semanas, no habían logrado dar con ella. Y ya había pasado tanto tiempo, que habían perdido la esperanza de encontrarla con vida.

La pareja inmediatamente levantó a Chloe y la metieron en su coche, y anunciaron en las redes sociales que habían encontrado un perro en la zona. Los dueños enseguida se pusieron en contacto con Trinity para ver si se trataba de su mascota, y poco rato después tuvieron un emotivo encuentro.

Una mujer decide jugársela en las escarpadas montañas de Colorado al oír el ruido y llanto de un canino
Trinity Smith / Facebook

Cuando un perro tan mayor pierde tanto peso, puede ser difícil que su cuerpo vuelva a recuperarse por completo. Por suerte Chloe, en pocos días, ha mostrado grandes signos de mejora.

Ahora, Trinity y Sean se han hecho muy amigos de Chloe y van a visitarla a su hogar de vez en cuando. Aunque sigue un poco débil, estamos seguros de que se recuperará pronto.

Una mujer decide jugársela en las escarpadas montañas de Colorado al oír el ruido y llanto de un canino
Trinity Smith / Facebook

¿Has vivido alguna vez una historia de este tipo? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

¡Comparte esta historia con tus amigos!

Imagen de portada: Trinity Smith / FacebookFuente: newsner