Una chica se hace viral en redes al hacerse selfies y compartir las fotos con los hombres que le acosaban

Todos hemos ido alguna vez por la calle y hemos visto como alguien nos silbaba o nos echaba un supuesto «piropo». A muchos no les importa y siguen caminando como si nada, pero otros se sienten acosados y con razón. Para intentar terminar con este tipo de comportamientos, una chica ha iniciado en sus redes un gran idea.

Noa Jansma tiene 20 años y ha conseguido que su última idea en redes sociales se haya convertido en viral. La chica estaba cansada de salir a la calle y que los hombres no pararan de silbarle y decirle cosas, en ocasiones obscenas, por parte de los hombres de la calle.

#dearcatcallers "I know what I would do with you, baby"

A post shared by dearcatcallers (@dearcatcallers) on

Se ha convertido en un problema bastante común para todas las mujeres, por lo que Noa decidió iniciar una iniciativa por la que iba a hacerse fotos con todos aquellos hombres que iban acosándola por la calle.

La iniciativa se llama «Dear Cat Callers» y ha estado publicando estas fotografías durante un mes en su red social de Instagram.

#dearcatcallers "weheeee horny girl"

A post shared by dearcatcallers (@dearcatcallers) on

La intención de Noa es concienciar sobre este problema, tanto a hombres como a mujeres. Ha conseguido ganar más de 100.000 seguidores en un mes, especialmente una gran cantidad de mujeres.

Nog een keer #dearcatcallers *psssssst, kissing sounds and whistling"

A post shared by dearcatcallers (@dearcatcallers) on

El proyecto de Noa ya ha terminado, pero espera que las mujeres sigan con esta idea y ayuden a pararlo cuanto antes.

#dearcatcallers "hmmmm you wanna kiss?"

A post shared by dearcatcallers (@dearcatcallers) on

Las mujeres necesitan imponerse y los hombres necesitan parar este tipo de comportamiento. Esperamos que campañas como esta ayuden a frenarlo.

¿Qué te ha parecido esta campaña? ¿Ha sufrido este tipo de acoso alguna vez?

¡Comparte la historia de esta chica con todos tus amigos!

Fuente Upworthy