Una aterradora radiografía de un pequeño de 5 años revela por qué los niños no deberían comer uvas sin supervisión

A todos los niños, especialmente cuando son muy pequeños, les encanta engullir los alimentos y comer tan rápido como pueden.

Si la comida viene en pedazos lo suficientemente pequeños, se llevarán a la boca tantos como quepan en sus mejillas antes de siquiera intentar masticar. De ahí que muchos padres digan a sus pequeños que tienen que masticar la comida y luego tragarla a pesar de todos sepamos como se come instintivamente.

Recientemente, una blogger australiana compartió una foto en Facebook revelando el peligro asociado con dejar que nuestros hijos coman de esta forma acelerada sin ninguna supervisión, especialmente cuando se trata de alimentos pequeños.

¿Por qué los niños no deberían comer uvas sin supervisión?

Una aterradora radiografía de un pequeño de 5 años revela por qué los niños no deberían comer uvas sin supervisión
Facebook / Finlee and Me

A Angela Henderson, una blogger australiana, le encanta combinar temas relacionados con la maternidad con su experiencia en una clínica de salud mental.

A pesar de que se formó como trabajadora social, socióloga y psicóloga, en su blog también escribe a veces sobre las cosas más complicadas que debe superar cualquier padre.

Una de sus últimas publicaciones de Facebook se hizo completamente viral debido al mensaje que transmitía. El texto que acompañaba a la imagen decía así:

«¡Atención a todos los padres!

¿Sabes que se muestra en esta radiografía? ¡Una uva! Una uva que estaba alojada en las vías respiratorias de un niño de 5 años.

Una aterradora radiografía de un pequeño de 5 años revela por qué los niños no deberían comer uvas sin supervisión
Pixabay / iha31

Este pequeño tuvo que ser operado con anestesia general para poder extraerle la uva.

Afortunadamente tuvo la suerte de que la uva no obstruyese todo el área de la vía, de ser así, esta historia hubiese terminado bastante peor.

Así que por favor, ten en cuenta que no todos los niños mastican la comida. Ten cuidado. Y en caso de duda, corta en pedacitos cualquier alimento que pudiese ser problemático.

Agradezco que el pediatra compartiese esto y aún más que la madre del pequeño diese el consentimiento para que pueda compartir su experiencia con el fin de concienciar a nuestra comunidad.»

Una aterradora radiografía de un pequeño de 5 años revela por qué los niños no deberían comer uvas sin supervisión
Public Domain Pictures

La asfixia es la cuarta causa principal de muerte accidental en niños menores de 5 años.

Aunque muchos juguetes vienen con advertencias por peligro de asfixia, el hecho de que los alimentos no los tengan no significa que los niños no puedan ahogarse con ellos.

Siempre será buena idea cortar los alimentos en trozos pequeños para niños menores de 5 años y triturar la comida para niños menores de 2.

Además también es recomendable asegurarnos de que nuestros niños comen en posición vertical, nada de comer tendidos en el sofá o mientras van en el coche.

Una aterradora radiografía de un pequeño de 5 años revela por qué los niños no deberían comer uvas sin supervisión
Wikimedia / Scrumshus

De acuerdo con la web médica ‘WebMD‘, los niños menores de 4 años no deben comer los siguientes alimentos:

  • Chicles
  • Salchichas
  • Frutos secos
  • Trozos de verduras crudas
  • Trozos de carne o queso
  • Uvas enteras
  • Palomitas de maíz
  • Dulces duros o pegajosos

Si decides darle a tu niño estos alimentos, toma la precaución de vigilarlo de cerca para asegurarte de que mastica correctamente.

¿Qué piensas al respecto? ¡Déjanos tu opinión en los comentarios!

¡Compártelo con todos tus amigos!

Fuente: Littlethings