Te damos una razón de peso para no hacer tu cama, y tiene que ver con tu salud

Uno de nuestros hábitos más comunes por la mañana es hacer nuestra cama. Es como una rutina, y de hecho hay mucha gente, entre los cuales me incluyo, que ni siquiera se le pasa por la cabeza irse de casa sin hacerla.

Hay que admitir que las camas hechas lucen mucho más bonitas, y cuando llegas a casa después de un largo día en el trabajo o la escuela, es imposible resistirse a tumbarte en ella. Pero, ¿sabías que hacer tu cama podría ser perjudicial para tu salud?

{keyword}

En un estudio reciente realizado por la Universidad de Kingston, Inglaterra, se reveló que una cama de uso normal alberga aproximadamente 1,5 millones de ácaros del polvo, pero cuando la cama está deshecha, es menos probable que estas criaturas se reproduzcan.

Los enfermos de asma o aquellas personas que son alérgicas al polvo, saben mejor que nadie que los ácaros del polvo son los desencadenantes de estas condiciones.

Lo mejor es mantenerlos alejados, especialmente de nuestra cama, ya que cuando dormimos, podemos inhalar fácilmente los alérgenos que dejan atrás.

Pero, ¿por qué encontramos ácaros del polvo en nuestra cama? Estas pequeñas criaturas se desarrollan en ambientes cálidos y húmedos, y el sudor que generamos por la noche y que se queda en las sábanas los atrae.

Al dejar la cama sin hacer, el aire seca la humedad generada por la noche, provocando que los ácaros se mueran.

{keyword}

Si eres de los que no pueden dejar su cama deshecha, entonces es recomendable que abras una ventana para dejar entrar la luz del sol y un poco de aire sólo durante unas pocas horas para que se ventile.

¿Qué te ha parecido esta información? Y tú, eres de los que no sales de casa sin antes haber estirado al menos las sábanas?

¡No olvides compartirlo con todos tus amigos y familiares!