10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

A veces es fácil olvidar lo complejo que es el organismo humano, nos conformamos con que todo funcione sin prestar atención realmente a cómo debemos cuidarlo. Cada parte de nuestro cuerpo cumple con una determinada función, un cometido, para asegurar que toda nuestra máquina trabaja en sintonía y a la perfección.

Una de esas piezas indispensables son nuestros riñones. Se trata de un par de órganos que a menudo se pasan por alto. ¡Pero atención, porque su función es primordial! Nuestros riñones se encargan de la limpieza del organismo, la recogida de materiales de desecho, y la expulsión de los mismos en la orina. Nuestros riñones, junto con nuestros hígados, son los que mantienen nuestro cuerpo libre de toxinas y otras cosas desagradables.

Por desgracia, muchos de nosotros estamos acostumbrados a caer en hábitos que hacen que nuestros riñones lo pasen mal, y estos hábitos pueden ocasionar la aparición de piedras en el riñón, una condición dolorosa, pero tratable, así como otros problemas de salud más graves. ¡Lo importante es recordar exactamente cómo nos ayudan estos órganos para no dificultar su proceso de trabajo!

Por suerte, el cuidado de los riñones no exige una gran atención, es más fácil de lo que se piensa… basta con hacer algunos cambios simples en el día a día para favorecer su salud.

¡Continúa leyendo para descubrir cómo puedes mantener tus riñones sanos y a punto!

¿Qué hacen tus riñones?

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones
Carolina cuadros para rolloid

Los riñones son órganos en forma de habichuela ubicados justo debajo de las costillas. Están a cargo de mantener el equilibrio de electrolitos y pH del cuerpo, la homeostasis, y también la eliminación de los productos de desecho de la sangre. Estos residuos se conducen a la vejiga y se expulsan al orinar.

Los riñones son órganos vitales, ¡aunque los humanos son capaces de sobrevivir con sólo uno!

Pero los siguientes hábitos pueden afectar negativamente a la salud de los riñones. ¿Crees que podrías evitar alguno de ellos?

Malos hábitos # 1: El exceso de cafeína

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones
Andrés Nieto Porras /CC

El exceso de la cafeína que se encuentra en el café, té o refrescos no es bueno para los riñones, y puede causar problemas en otras áreas del cuerpo.

La cafeína aumenta la presión arterial y obliga a los riñones a trabajar más de lo debido, lo cual acelera su desgaste.

La cafeína también es un diurético, lo que significa que el cuerpo pierde mucha agua cuando detecta exceso de esta sustancia.

Malos hábitos # 2: Demasiada sal

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

La sal se encarga de potenciar y mejorar el sabor de la comida, pero resulta que no es nada saludable. Al igual que la cafeína, la sal también aumenta la presión arterial, lo que se traduce igualmente a la presión que sufren los riñones.

Lo ideal sería que nunca se ingiriera más de unos cinco gramos de sal al día, ¡atrévete con el reto!

Malos hábitos # 3: El exceso de azúcar

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

Comer una gran cantidad de azúcar aumenta los niveles de proteína en la sangre. Este exceso debe ser eliminado y para ello se recurre, una vez más, a los riñones.

De hecho, los niveles de proteína en la orina son una forma de verificar la funcionalidad de los riñones.

Por lo tanto, es conveniente reducir la cantidad de azúcar que se ingiere. Además, hay que tener en cuenta que no es lo mismo el azúcar procesado que se encuentra por ejemplo en un pastel, que el azúcar natural de la fruta. El segundo se elimina con menor dificultad, mientras que el artificial exige un proceso más lento y costoso que deteriora los riñones.

Malos hábitos # 4: Abusar de proteína animal

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

Hablando de proteínas, el exceso de proteína animal tampoco es bueno para los riñones, especialmente la carne roja. Su ingesta desmedida aumenta la presión sobre los riñones y puede ocasionar graves problemas de salud.

Por supuesto esto no quiere que decir que haya que renunciar a comer este tipo de alimentos, pero sí que es muy aconsejable sustituirlos en ocasiones por otros que contienen otro tipo de proteínas más sanas, como las habichuelas o el tofu, con proteína vegetal.

Malos hábitos # 5: Demasiados analgésicos

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

¡Cuidado con los analgésicos como el ibuprofeno y acetaminofeno! Estos medicamentos afectan directamente a los dos riñones y el hígado. No hay que abusar de ellos a menos que sea imprescindible, son muy dañinos. Además, siempre hay alternativas naturales para calmar los dolores.

Si por razones de salud, no tienes más remedio que ingerir analgésicos el médico puede ayudarte a encontrar uno que sea más suave para tus riñones.

Malos hábitos # 6: El exceso de alcohol

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones
Kimery Davis / Flickr CC

El alcohol es para nuestro cuerpo una sustancia tóxica, y eso significa que cuando se ingiere, nuestro cuerpo en seguida activa las precauciones, de modo que, tanto los riñones como el hígado, se ponen a trabajar de manera intensiva para eliminarlo.

Beber en exceso no es saludable para cualquier parte del organismo, así que si quieres mantener tu cabeza y tus riñones en buen estado, no olvides beber con moderación.

Malos hábitos # 7: Esperar para ir al baño

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones
freepik

Retener la orina demasiado tiempo en la vejiga es muy peligroso para tus riñones. Evita que tu organismo no finalice el proceso de eliminación de residuos y puede ocasionar graves y dolorosas infecciones.

Siempre habrá alguna ocasión en la que te veas obligado a aguantarte las ganas y no ir al baño al instante: una reunión, una cita, si estás conduciendo… pero si nada te lo impide, no esperes y ¡corre al baño!

Malos hábitos # 8: No dormir suficiente

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

El sueño es necesario tanto para el cuerpo como para la mente, por lo que los riñones no iban a ser una excepción.

Mientras duermes, tu cuerpo repara los tejidos dañados, incluyendo el de los riñones. Así, que si no descansas lo suficiente, tu cuerpo no será capaz de repararse a sí mismo.

Malos hábitos # 9: No beber suficiente agua

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

El agua a menudo funciona como la gasolina del cuerpo, gracias a ella, las toxinas son expulsadas y todo fluye mucho mejor.

En el caso de los riñones, el agua es un componente fundamental… al igual que una lavadora, los riñones no tienen nada que hacer sin agua. Beber agua facilita la recogida de residuos por parte de los riñones y permite orinar.

Funciona así de simple: menos agua significa menos pis y más basura acumulada en tu cuerpo. ¡Por lo tanto, a beber mucha agua!

Malos hábitos # 10: No consumir suficientes vitaminas y minerales. 

10 Malos hábitos que todos debemos evitar para proteger nuestros riñones

Al igual que el agua, el cuerpo también necesita vitaminas y minerales para mantenerse sano y en perfecto funcionamiento.

En el caso de los riñones, la vitamina B6 y magnesio son realmente beneficiosos. Puede obtener B6 en alimentos como el ajo, el atún, el salvado y los pistachos. También puedes obtener el magnesio de las verduras de hojas verdes, aguacates, yogur y plátanos.

Ahora que sabes muchas más cosas acerca del cuidado de los riñones, es el momento de que te animes a hacer algunos cambios en tu día a día. ¡Seguro que tus riñones te lo agradecerán!

¡Comparte estos importantes consejos para que los riñones de tus amigos y familia estén sanos y seguros!