Sale a la luz la historia de la Vampira del Raval, la mujer que se dedicó a secuestrar niños para bebérselos

Desde 1860 a 1912, la población de Barcelona sufrió un aumento de 447.000 habitantes, llegando a un total de más de 587.000. Los residentes de las zonas rurales se mudaban a esta capital en busca de una vida mejor. Casi todos se alojaron en El Chino, el Quinto Distrito o lo que ahora se conoce como El Raval.

Vivían en malas condiciones, llegando a coincidir más de 30 personas en la misma casa. La esperanza de vida era baja, debido a la desnutrición y a la pobreza, y la tasa de mortalidad infantil era del 17%.

En esta época, El Raval era el barrio rojo. La pornografía y la prostitución eran bastante comunes. De hecho, los niños eran forzados muy a menudo para el tráfico y el trabajo sexual. Pero esto no era todo. También los secuestraban y esclavizaban en fábricas. Era bastante común que los niños desaparecieran, pero nadie se imaginaba que las razones de estas desapariciones eran aún más siniestras que un secuestro.

{keyword}
Wikipedia

A principios del siglo XX, llegó a la ciudad Enriqueta Martí, conocida más tarde como la vampira de El Raval, una mujer campesina cargada de brujería que por las noches trabajaba como prostituta y durante el día suplicaba caridad. Usaba a niños para pedir, haciendo entender que eran suyos, cuando no lo eran, y los introducía a la prostitución.

Además de prostituirlos, empezó a llevarlos a su casa para matarlos y beberse su sangre. Sus remedios de bruja se basaban en los restos de estos niños asesinados, que iban desde bebés a niños de 9 años.

{keyword}
Wikimedia Commons

Usaba la grasa, el pelo, los huesos y la sangre, por lo que no tenía muchos problemas en deshacerse de sus víctimas. Ofrecía remedios para tratar la tuberculosis, una enfermedad muy temida por la población. Los ricos llegaron a pagar mucho dinero por sus remedios.

Durante veinte años secuestró a una gran cantidad de niños pero finalmente terminó arrestada en un piso de El Raval en 1912. Por ese año ya era conocida, así que no tuvo problemas en confesar sus servicios a los pedófilos, sin embargo nunca nombró a un solo cliente. Confesó también haber prostituido a una niña de 17 años y haber realizado abortos, pero no dijo nada respecto a ningún asesinato.

{keyword}
Wikimedia Commons

Los periódicos de la época afirmaban que Enriqueta Martí fue la encargada de 40 secuestros de niños del Quinto Distrito. Nunca fue juzgada ya que murió un año y tres meses después de su arresto a manos de sus compañeros de prisión. La lincharon hasta la muerte, impidiendo descubrir todos sus secretos. La enterraron de manera disceta en una fosa común del Cementerio del Sudoeste.

¿Sabías la historia de esta mujer? ¿Pensabas que podían ocurrir cosas tan terroríficas? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

¡Compártelo con todos tus amigos y familiares para que conozcan la historia de la vampira de El Raval!

Fuente: Libertaddigital | Rtve | Barcelonalowdown | Shbarcelona | ThevintagenewsImagen de portada: Wikimedia Commons

Últimos artículos