3 Razones por las que los niños no deberían ir al supermercado

Los más pequeños están deseando salir de casa en algún momento del día que no sea para ir al cole, así que aprovechan tu escapada al ‘super’ para apuntarse.

Lo malo de esto es que seguro que llevas una lista o una idea premeditada sobre lo que vas a comprar, pero al final acabas pasando la tarjeta porque se os ha ido de las manos, ¿qué ha pasado?

Nunca dejes que tus hijos te acompañen a comprar

La razón principal por la que no debes dejar que los más pequeños de la casa vayan contigo a hacer la compra es, precisamente, por la lista. Tomates, cebollas, macarrones y, de repente, te encuentras dos tabletas de chocolate y un paquete de galletas.

{keyword}

Tus hijos han vuelto a salirse con la suya y te han colado los productos que más les gustan en la cesta de la compra.

En vez de decir que no, piensas que no pasa nada porque los niños se lleven lo que han escogido.

Aunque aparentemente no tiene por qué ser ninguna amenaza, la Organización Mundial de la salud ha informado de que en 2016 eran más de 41 millones los niños menores de cinco años que sufrían sobrepeso u obesidad en el mundo. Sorprendente, ¿verdad?

{keyword}

Lo cierto es que eso se debe al picoteo entre horas y a la cantidad de grasas y azúcares que ingieren los niños cuando son más pequeños.

Pensamos que por una tableta no pasa nada, pero si en cada cesta de la compra se repite la secuencia, estamos creando un mal hábito.

{keyword}

Debes intentar, si tus hijos te acompañan, tomártelo con calma e involucrarlos en la elección de los productos, siempre y cuando sean saludables. Haz que elijan un par de entre todas las frutas y crea un juego que les haga olvidarse de los productos más golosos.

¿Conocías estos datos tan reveladores de la OMS? ¿Crees que tu lista de la compra se amplía cada vez que te acompaña tu hijo?

¡Compártelo con tus amigos y familiares!

Fuente: Organización Mundial de la SaludImagen de portada: Paramount Pictures, Columbia Pictures

Últimos artículos