Pensó que se saldría con la suya después de engañar a su mujer. Pero entonces recibió esto y casi le da un infarto…

Hay demasiadas historias sobre la infidelidad en estos días, sobre todo en la basura del correo electrónico de Ashley Madison. Parece que nadie en estos días puede engañar y salirse con la suya – pero esto es bueno, los que engañan son unos canallas.

La siguiente historia presenta al rey de los imbéciles, un hombre que engañó a su esposa con una mujer italiana. Se prolongó durante años y años hasta que ella se quedó embarazada y él le pidió que se fuera. Lo que sucedió después es absolutamente cómico (para todos excepto para el marido, pero a quién le importa el marido).

Pensó que se saldría con la suya después de engañar a su mujer. Pero entonces recibió esto y casi le da un infarto...
Credit: Flickr/Ernesto Andrade

Un día, su amante se acercó y le dijo que estaba embarazada. Obviamente, el marido no quería arruinar su matrimonio, por lo que decidió pagar a la italiana para que se fuera de vuelta a Italia.

Ella accedió a aceptar la gran suma de dinero, pero sólo quería saber cómo iba a decirle que el bebé había nacido. Él le dijo que enviara una simple postal con una palabra: espaguetis.

9 meses más tarde, su esposa se enfrentó a él después de un largo día de trabajo sobre una postal extraña que recibió en el correo. Después de ver lo que decía, su marido se desvaneció de inmediato, cayendo al suelo.

Leyó: «Espaguetis, espaguetis, espaguetis, espaguetis, espaguetis.

Tres con albóndigas, y dos sin albóndigas.

Enviar salsa extra por favor».

Al final no sólo resultó que se había quedado embarazada, sino que además a partir de ahora tendría que lidiar con… ¡Cinco hijos!

A partir de ahora volverá a pensárselo dos veces antes de volver a engañar a su mujer…

¡No olvides compartir si te ha gustado!