Cómo el LSD podría haber cambiado el mundo

Detrás de la ola de rebelión que azotó los EEUU en los años 60 se encontraba un tubo de prueba, un quemador Bunsen y una tabla periódica. En manos de dos químicos talentosos e idealistas, las herramientas de la ciencia fueron utilizadas para crear el combustible pensado para provocar un cambio cultural: dietilamida de ácido lisérgico, conocido comúnmente como LSD.

De entre todas las creaciones, una fórmula conocida como «Orange Sunshine» se convertiría en un sinónimo de calidad y sería considerada el ácido más puro jamás hecho. Tim Scully, co-creador de la droga, afirma que, contrariamente a su pensamiento y el de su compañero, el producto químico no logró salvar al mundo, en parte porque los usuarios decidieron dar la espalda a la ciencia.

Hoy en día, con el número de trabajos de investigación científica sobre LSD, la corriente principal de la ciencia puede tener una oportunidad de provocar su propia revolución psicodélica.

Revolución psicodélica de la química

Cómo el LSD podría haber cambiado el mundo
Nick Sand y Tim Scully fabricando LSD.

Un nuevo documental llamado «The Sunshine Makers» cuenta la historia del auge y la caída del Orange Sunshine y de cómo Scully, junto con su amigo Nick Sand, intentó fabricar 750 millones de dosis en un audaz intento de «activar» el mundo e inaugurar una era de paz y amor.

Aunque tenga un origen un tanto rebelde, un proyecto de creación del ácido más puro del momento de esta magnitud no se crea sin disciplina y rigor científico, por no hablar de un experto conocimiento de la química. «Una buena técnica de laboratorio es lo más importante cuando se quiere fabricar ácido, ya que los compuestos lisérgicos son muy delicados», explicaba Scully.

Trabajando en un laboratorio improvisado al estilo «Breaking Bad» en Point Richmond, California, la pareja de científicos cuidaba de que la luz no incidiese directamente sobre la fórmula o que la habitación mantuviera la temperatura adecuada con toneladas de hielo seco a la semana.

Cómo el mundo cambió el LSD

Cómo el LSD podría haber cambiado el mundo
chrupka/Shutterstock

En la década de 1960, los neurocientíficos creían que las drogas psicodélicas eran psicotomiméticas, es decir sustancias capaces de provocar en un hombre sano un estado semejante a la psicosis aguda, por lo que comenzaron a experimentar con estas sustancias en un intento de estudiar una mente psicótica. Tiempo después estos experimentos fueron abandonados cuando se comprobó que los efectos del LSD están de hecho muy alejados de la psicosis.

Al igual que los neurocientíficos de ahora, Scully no estaba de acuerdo con la supuesta capacidad psicotomimética de su creación, y aunque no esperaba que el fármaco terminase usándose como tratamiento para trastornos mentales y emocionales, sí que esperaba que fuese usado para generar cordura en lugar de locura. «Estaba más interesado en lo que las personas sanas podían hacer con el LSD, como volverse más amables y ser más responsables entre sí, en lugar de que se utilizase en algún tipo de terapia».

Desafortunadamente, existe un protocolo que debe seguirse para tomar el ácido de forma correcta. Cuando no se sigue este procedimiento, el fármaco puede convertirse fácilmente en una detonante psicodélico que distorsiona la mente, el uso más extendido que tiene actualmente.

Cómo el LSD podría haber cambiado el mundo
Photographee.eu/Shutterstock

«Demasiadas personas terminaron creyendo que el fin del ácido era experimentar una sensación mágica en lugar del que buscaba la ciencia.»

«Está claro que no logramos salvar el mundo, basta con ver los resultados de las últimas elecciones. Claramente existe todavía gente a la que le gusta la idea de hacer daño a los demás.»

Sin embargo, irónicamente, la llegada de Donald Trump tiene lugar en un momento en el que la comunidad científica se encuentra en la cúspide de su propio despertar psicodélico. La forma en que su administración se posicione en relación con futuras investigaciones será fundamental para determinar si drogas como el LSD reciben otra oportunidad para buscar un cambio positivo en el mundo.

El futuro del LSD

Cómo el LSD podría haber cambiado el mundo
Número de artículos científicos publicados sobre el LSD.

No todos los usuarios de LSD se desviaron del verdadero objetivo que perseguían los científicos de los años sesenta. Una vieja amiga de Nick Sand llamada Amanda Feilding, desarrolló especial interés en tratar de descubrir los mecanismos subyacentes que se encuentran en los cambios de la conciencia que provoca el LSD. Más tarde, como fundadora y directora de la Fundación Beckley, Amanda coordinó el primer estudio de imágenes cerebrales tras haber consumido LSD, revelando que el fármaco efectivamente provoca sentimientos de unidad y positividad después de relajar una región del cerebro conocida como red neuronal por defecto (RND).

Actualmente los científicos utilizan esta información para desarrollar protocolos apropiados para aprovechar el posible potencial terapéutico de la droga. Sin ir más lejos, un estudio reciente mostró que el LSD puede reducir la ansiedad de forma prolongada en personas con enfermedades terminales.

Aunque los químicos y neurocientíficos que trabajan en estos proyectos de investigación han avanzado mucho desde el destartalado laboratorio en el sótano de Scully y Sand, todavía queda mucho camino que recorrer.

¿Qué te ha parecido esta información? ¡Déjanos tu opinión en los comentarios!

¡Compártelo con todos tus amigos!

Fuente: Iflscience