Los científicos podrían haber encontrado la respuesta para curar las canas y la calvicie

A medida que envejecemos, muchos de nosotros tenemos que ver que nuestro cabello se vuelve gris o se cae. Pero a pesar de lo comunes que son estos problemas, los científicos siguen teniendo numerosas dificultades a la hora de identificar cuales son sus causas biológicas. Esto hace que, a día de hoy, solo tengamos a nuestro alcance soluciones rápidas que solo enmascaran el problema como los tintes o los peluquines.

Pues bien, toda esta problemática puede cambiar drásticamente después del último hallazgo realizado por la comunidad científica. Al parecer, unos investigadores han conseguido identificar las células específicas que hacen que el cabello crezca y desarrolle pigmento en ratones, un gran paso en lo que al desarrollo de un tratamiento para el cabello gris y la calvicie se refiere.

En realidad, los investigadores se tropezaron con estas «células progenitoras del cabello» mientras investigaban un raro trastorno genético que causa el crecimiento de tumores en los nervios, llamado Neurofibromatosis Tipo 1.

Los científicos podrían haber encontrado la respuesta para curar las canas y la calvicie
Kirill Kurashov / Shutterstock

«Aunque este proyecto se inició en un esfuerzo por comprender cómo se forman ciertos tipos de tumores, terminamos aprendiendo por qué el cabello se vuelve gris y descubriendo la identidad de la célula que crea el cabello», dijo el investigador principal, Lu Le, de la Universidad de Centro Médico Texas Southwestern.

«Con este conocimiento, en un futuro esperamos poder crear un compuesto tópico o proporcionar el gen necesario a los folículos capilares para corregir estos problemas estéticos«.

Los investigadores ya sabían que las células madre de la piel contenidas en el bulbo de la parte inferior de los folículos estaban involucradas en el crecimiento del cabello, pero no estaban muy seguros de qué hacía que estas células de la piel se convirtieran en células del pelo. Por lo tanto, no podían intentar encontrar una forma de atacarlas o estimular su crecimiento.

Los científicos podrían haber encontrado la respuesta para curar las canas y la calvicie
halitomer / Shutterstock

Curiosamente, mientras investigaban la formación de tumores en las células nerviosas, descubrieron la proteína que diferencia a estas células.

La responsable de toda esta problemática parece ser una proteína conocida como KROX20, una proteína que, aunque se asocia más comúnmente con el desarrollo nervioso, en los folículos pilosos de los ratones parece ser la responsable de activar el mecanismo que hace que una célula de la piel se convierta en la célula que hace crecer el cabello.

Esta proteína hace que estas células produzcan una proteína llamada factor de células madre (SCF, por sus siglas en inglés), y cuando ambas moléculas se expresan en una célula, ascienden por el bulbo capilar, interactúan con las células de melanocitos que producen pigmentos y se convierten en vellos saludables y coloridos.

Los científicos podrían haber encontrado la respuesta para curar las canas y la calvicie
ESB Professional / Shutterstock

En el caso de que falte alguna de las dos partes, el proceso sale mal. Cuando el equipo eliminó las células productoras de KROX20, descubrieron que no crecía el pelo y que los ratones se volvían calvos.

En cambio, cuando eliminaron el gen SCF en las «células progenitoras del cabello», el pelo del animal se volvía blanco.

Aunque es cierto que tenemos muchas similitudes biológicas con los ratones, el estudio debe repetirse en humanos antes de que podamos emocionarnos demasiado.

Los científicos podrían haber encontrado la respuesta para curar las canas y la calvicie
ruigsantos / Shutterstock

Aún así, Le y su equipo ya están trabajando en un proyecto que buscará la KROX20 y el SCF en personas con el cabello gris y ralo, en un intento por determinar si está relacionado con la calvicie en los humanos.

La esperanza es que no solo nos enseñe por qué nuestro cabello cambia a medida que envejecemos, sino también por qué envejecemos en general.

Aunque bueno, el hecho de que la investigación pueda dar pie a tratamientos que nos ayuden a lucir más jóvenes por más tiempo tampoco es mala noticia

¡Compártelo con todos tus amigos!

Fuente: Sciencealert