Un guardia real da una lección a un turista que se interpuso en su camino

Los turistas de Londres acuden al Castillo de Windsor con la esperanza de poder presenciar a la famosa Guardia Real británica en acción. Pueden tener uniformes elaborados y una rutina diaria impecablemente coreografiada, pero siguen siendo miembros del ejército real.

Están destinados a proteger las residencias reales oficiales en el Reino Unido. Estos soldados permanecen estoicos y en silencio mientras llevan a cabo sus tareas, hasta que alguien se interpone en su camino…

Un guardia real da una lección a un turista que se interpuso en su camino
Flickr/flyheatherfly

Ha habido sketches, fragmentos de películas y otras parodias dedicadas a la Guardia de la Reina. Sus grandes sombreros esponjosos sirven de forraje para comedias, al igual que sus expresiones faciales incluso cuando los niños intentan meterse con ellos.

Una mujer aprendió de la peor manera que estos soldados no son solo una atracción turística, sino que también tienen sentido de la responsabilidad y el deber. Tienen una misión que hacer y no tienen miedo de usar un poco de fuerza para hacerla.

Una mujer estaba parada justo en el medio del camino por donde los soldados estaban haciendo su rutina. Parece que estaba posando para una foto.

Cuando un soldado se acercó, debería haberse espabilado, pero no lo hizo. No vas a creer lo que sucedió después.

Un guardia real da una lección a un turista que se interpuso en su camino
Flickr/Rennett Stowe

El soldado le dio a la mujer un fuerte empujón para apartarla de su camino. En defensa del guardia, estaba en plena patrulla oficial para proteger una propiedad real.

Todos los demás estaban parados detrás de la cuerda, donde debería haber estado la mujer. Ella gritó y forcejeó tratando de mantenerse firme durante el altercado.

El Ministerio de Defensa emitió un comunicado oficial después de que el vídeo se viralizara, y señaló que las cuerdas están allí para proteger tanto al público como a los soldados. Ella presuntamente tocó su rifle, su brazo y su sombrero antes de que grabaran el vídeo.

Por lo tanto, toda la culpa fue de la mujer. Si no quieres que te pase nada, mejor no tocar las narices a un guardia, y menos aún invadir su camino.

Echa un vistazo al vídeo y observa el altercado que se produjo. ¿Qué te ha parecido? ¡Publica tus impresiones en la sección de comentarios!

¡No dudes en compartirlo con tus amigos y familiares!

Queen's Guard shoves tourist out of the way at Windsor Castle

Don't mess with these guys 😳.

Gepostet von Daily Mirror am Mittwoch, 25. Juli 2018