Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones

Para muchas personas, la naturaleza representa el paraíso, ya que proporciona una oportunidad para alejarse de los rigores de la vida cotidiana y experimentar la vida en la naturaleza.

Por esto, millones de personas viajan al campo, bosques y demás parajes naturales cada año con el fin de participar en actividades como el senderismo, la caza o la acampada.

Sin embargo, hay veces que estos sitios pueden ser un lugar espeluznante y siniestro. Si algo va mal, estás muy lejos de la civilización por lo que puede ser imposible buscar ayuda. Es muy fácil que una persona desaparezca en mitad de un bosque y nunca más se vuelva a ver. En la mayoría de los casos, la explicación más normal es que simplemente se perdieron, pero algunas excursiones son todo un misterio.

A continuación te dejamos con diez historias de excursiones en la naturaleza que no tienen explicación.

1- Cline Falls State Park Axeman.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

En 1977, Terri Jentz y Avra Goldman, un par de estudiantes de la Universidad de Yale, decidieron pasar el verano viajando en bicicleta, campo a través. El 22 de julio, se detuvieron en una zona remota de Cline Falls State Park Axeman en Oregon para acampar y pasar la noche. Ambas mujeres fueron despertadas repentinamente por una camioneta que entró al camping disparando y de repente un hombre salio de la furgoneta con un hacha y ataco de nuevo a Jentz y Goldman.

Gravemente heridas pero aún con vida consiguieron parar a un coche para pedirle ayuda. Sus ocupantes estuvieron socorriéndolas. Al final fueron llevadas al hospital y terminaron sobreviviendo al terrible ataque. Descubrieron que había un sospechoso del ataque llamado Dick Damm, que era un delincuente violento conocido de la zona.

2- El Encuentro del OVNI del lago Falcon.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

Hay miles de avistamientos registrados de personas que afirman haberse encontrado con un OVNI, pero es muy raro encontrar a alguien con una evidencia física y real en su cuerpo para apoyar su historia. Una de esas personas fue Stephen Michalak.

Con 51 años, Michalak salió de viaje de exploración por el parque provincial del lago Falcon. Aparecieron dos objetos brillantes de color plata. Uno de ellos voló y desapareció pero el otro aterrizó en una formación rocosa.

Stephen se acercó, la puerta se abrió y una luz brillante salió del objeto, de donde se escuchaban voces apagadas. Después Michalak tocó la nave, la puerta se cerró, y el aparato despegó, derribándolo. Su camisa comenzó a arder, lo que le obligó a arrancársela.

Michalak tardó nueve horas en orientarse de nuevo y volver a casa. Tenía quemaduras de primer grado en su abdomen. Semanas más tarde, Stephen volvió al mismo sitio y encontró en el suelo un circulo quemado de 9 metros de diámetro en la formación rocosa. Nadie sabe a ciencia cierta si realmente vio un OVNI, pero la evidencia física de su cuerpo y de la escena indica que definitivamente encontró algo extraño ese día.

3- La desaparición de James Harrod.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

Durante el siglo XVIII, James Harrod fue uno de los exploradores más notables de Estados Unidos. Decidió adentrarse en la naturaleza en un viaje de cacería con dos compañeros. Pero Harrod nunca volvió.

La señora Harrod se volvió a casar después de su desaparición, pero se las arregló para obtener un divorcio en 1804 con el argumento de que creía que su marido todavía estaba vivo. Sin embargo, la señora Harrod sólo lo había utilizado como excusa para conseguir un divorcio. En realidad, ella creía que su marido fue asesinado por uno de sus compañeros.

Al parecer, el verdadero propósito de su viaje no era ir de caza, sino encontrar una mina de plata, en compañía de un misterioso hombre conocido sólo por el mote de “Bridges”. El tercer hombre que acompañó a Harrod afirmó que éste  desapareció después de que Bridges le dijese que había sido atacado por unos nativos americanos, pero el hombre nunca fue testigo de nada para apoyar la historia de Bridges.

Más tarde, vieron a Bridges empeñando algunos botones de plata que coincidían con los botones que Harrod tenía en su camisa. Poco después, los amigos de Harrod encontraron un esqueleto en una cueva que llevaba una camisa con los botones que faltaban. Al final, los restos óseos se quedaron atrás y nunca fueron identificados como Harrod, y Bridges desapareció antes de que pudiera ser interrogado. Aún se desconoce la verdad sobre lo que le pasó a James Harrod.

4- La desaparición de Jared Negrete.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

El 19 de julio de 1991, Jared Negrete, un niño de 12 años, viajó al campamento Camp Tahquitz en el Bosque Nacional de San Bernardino. Realizaba un viaje de campamento durante la noche con su tropa de Boy Scout y estaban planeando ir de excursión a una cima de 3.500 metros en el monte San Gorgonio.

A medida que la tropa se acercaba a la parte superior de la cumbre, Jared se quedó atrás y desapareció después de supuestamente desviarse hacia un sendero equivocado. Cuando descubrieron que faltaba Jared, se llevó a cabo una extensa búsqueda por los equipos de rescate. Encontraron muchas cosas que pertenecían a Jared pero ningún rastro de él.

5- Las desapariciones del Parque Nacional Great Smoky Mountains.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Wikimedia Commons

El Parque Nacional de las Grandes Montañas Humeantes limita con Tennessee y Carolina del Norte y es el parque nacional más visitado en los EE.UU.. Por lo tanto, es probable que el parque tenga su parte proporcional de desapariciones sin resolver.

El 14 de junio de 1969, Dennis Martin, con seis años, se fue de excursión al parque con su familia. Dennis y otros tres chicos se separaron tomo direcciones diferentes para hacer una broma, pero Dennis nunca regresó. Lo buscaron pero no encontraron nada. Un testigo cercano recordó haber escuchado un grito aterrador en algún momento de la tarde antes de ver a un hombre de aspecto rudo corriendo por el bosque. No se supo tampoco nada sobre él.

Otra desaparición sin resolver en las montañas implica a Trenny Gibson, de 16 años, que desapareció durante una excursión escolar al parque el 18 de octubre de 1976. Trenny se separó de ellos sin saber como y desapareció. El 25 de septiembre de 1981, Thelma Melton, de 58 años, estaba caminando por el parque con dos amigos cuando desapareció después de atravesar una colina. Nadie pudo encontrarla después.

Más recientemente, Derek Joseph Leuking, de 24 años, desapareció el 17 de marzo de 2012. Su coche fue encontrado en el aparcamiento de la zona de las lagunas. Había una nota en el parabrisas que decía lo siguiente: “No intentéis seguirme”. No hay rastro de Leuking.

6- La desaparición de Keith Reinhard.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

En 1988, Keith Reinhard, de 49 años, era un periodista deportivo. Se trasladó a Silver Plume, Colorado, un pequeño pueblo minero cerca de las Montañas Rocosas. Reinhard quedó fascinado por la historia de Tom Young que desapareció en extrañas circunstancias el año anterior. El 7 de septiembre de 1987, el joven cerró su librería y se dirigió a las montañas con su perro, pero nunca regresó.

Reinhard decidió abrir una tienda de antigüedades en la antigua ubicación de la librería de Young y comenzó a trabajar en una novela basada en la desaparición del joven. El 31 de julio, se encontraron los restos de Tom Young y su perro en las montañas.

Los dos tenían un disparo en la cabeza y un revólver fue encontrado en la escena del crimen, por lo que los investigadores determinaron que probablemente el joven disparó a su perro antes de suicidarse. Una semana después, Reinhard cerró su tienda y le dijo a la gente que estaba planeando subir a la cima de la montaña Pendleton. Nunca se le volvió a ver.

Las circunstancias de la desaparición de Reinhard eran extrañas ya que era una caminata de seis horas a la montaña Pendleton y él no salió hasta las 4:30 AM. Iba sin equipo adecuado y no estaba vestido apropiadamente para subir a la montaña.

Se organizó una búsqueda pero no encontraron ningún rastro de él. Hubo cierta sospecha de que Reinhard había fingido su propia desaparición. Otros creían que tanto Reinhard como Young fueron víctimas de un crimen y que sus casos estaban conectados de alguna manera. Cualquiera que sea la verdad, la desaparición de Keith Reinhard sigue siendo un misterio.

7- La desaparición de Derrick Engebretson.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

El 5 de diciembre de 1998, Derrick Engebretson, de ocho años, fue de viaje a Winema Forestal Nacional junto a su padre y su abuelo. La familia quería conseguir un árbol de Navidad durante una excursión cerca de Rocky Point.

Una tormenta de nieve golpeó la zona y Derrick se alejó de los adultos y desapareció. Cuando la familia lo notificó a las autoridades, se organizó una búsqueda, pero se vio truncada por el mal tiempo.

Los buscadores voluntarios encontraron un poco de sangre en una zona junto con otros elementos que podían ser de Derrick. También encontraron un refugio improvisado hecho de ramas de abeto.

Mientras que la explicación más normal sería que Derrick había muerto de frío en el bosque, un testigo vio a un hombre no identificado que luchaba con un joven cerca de la carretera. La desaparición de Derrick Engebretson sigue sin resolverse.

8- Las desapariciones de David y Brian Tyll Ognjan.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

David Tyll y Brian Ognjan tenían 27 años y viajaron hasta el norte de Michigan el 22 de noviembre de 1985. Estaban planeando quedarse el fin de semana en una cabaña, pero los dos desaparecieron y nunca los vieron de nuevo.

El Ford Bronco que conducían también se perdió, lo que parecía indicar que nunca llegaron a su destino. El caso permaneció parado hasta 2003, cuando una testigo llamada Barbara Boudro fue citada por las autoridades y compartió una historia horrible.

De acuerdo con Boudro, Tyll y Ognjan  se pararon en un bar llamado Linker’s Lounge. Allí se pelearon con Raymond y Donald Duvall, un par de hermanos que vivían en los bosques de los alrededores.

Los Duvall supuestamente golpearon a Tyll y Ognjan hasta la muerte, mientras ellos pedían clemencia. Después de esto, procederían al picado de los cuerpos de las víctimas y le echarían los restos a los cerdos.

Al parecer, numerosas personas fueron testigos de este incidente y los hermanos Duvall se jactaron de ello en varias ocasiones. Los hermanos Duvall fueron declarados culpables de dos cargos de asesinato en primer grado y condenados a cadena perpetua. Los restos de David y Brian Tyll Ognjan todavía no se han encontrado y, si la historia de los cerdos es cierta, nunca se encontrarán.

9- La muerte del padre de Philippe Halsman.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Pixabay

Después de irse de Europa y mudarse a los EE.UU., Philippe Halsman se convirtió en uno de los fotógrafos de retratos más reconocidos del mundo.

Sin embargo, antes de que la carrera de Philippe comenzara, su vida casi se destrozó por un caso de asesinato muy controvertido. El 10 de septiembre de 1928, con 22 años, Philippe se fue a hacer senderismo con su padre, Morduch Halsman, al valle de Zillertal, en el Tirol, Austria.

De acuerdo con Philippe, él caminaba por delante de su padre, cuando éste de repente se cayó por un barranco. Cuando encontró el cuerpo de su padre cerca de la orilla del río, aún estaba vivo, así que se fue a buscar ayuda.

Cuando regresó, su padre estaba muerto y su cartera vacía descansaba junto a él. Philippe encontró una piedra con sangre y pelo de Morduch Halsman en ella, lo que indica que le robaron y que fue asesinado en algún momento tras sufrir la caída.

Las autoridades acusaron a Philippe Halsman del asesinato de su padre y fue condenado a 10 años de prisión. Sin embargo, Philippe no tenía ningún motivo aparente para matar a su padre y no había pruebas para implicarlo.

Philippe consiguió un nuevo juicio y recibió una sentencia inferior a cuatro años, pero sus partidarios, como Sigmund Freud y Albert Einstein, no estaban satisfechos. Con éxito solicitaron al presidente de Austria que concediese a Halsman un perdón completo, y fue liberado en octubre de 1930. El asesino real de Morduch Halsman nunca fue encontrado.

10- Los asesinatos de Julianne Marie Williams y Laura “Lollie” Winans.

Excursiones y rutas a la naturaleza que terminaron horriblemente mal y con desapariciones
Wikimedia Commons

El 19 de mayo de 1996, una joven pareja homosexual viajó al Parque Nacional Shenandoah en Virginia para hacer una excursión. Las mujeres se llamaban Julianne Marie Williams y Laura “Lollie” Winans; Winans también llevó a su perro, un golden retriever. Dos semanas después, cuando ninguna de las familias de las mujeres sabían nada de ellas, se notificó a las autoridades.

Cuando los guardaparques iniciaron la búsqueda, se encontraron con una tienda de campaña y descubrieron que Williams y Winans habían sido brutalmente asesinadas. Ambas mujeres fueron atadas y amordazadas antes de que les cortasen las gargantas. El Golden retriever de Winans también fue encontrado vagando por la zona, ileso.

Teniendo en cuenta la orientación sexual de las mujeres, las autoridades se preguntaron si habían sido víctimas de un crimen de odio. El sospechoso era un asesino en serie llamado Richard Evonitz y cuando la policía estaba a punto de detenerlo por otro crimen, se pegó un tiro. De todos modos, Evonitz era sospechoso, pero hasta ahora nada le conectaba con los asesinatos.

¡No olvides compartir con todos tus amigos!

Fuente: Listverse
[chimpmate]

¿Y tú qué opinas?