Un dulce con sólo dos ingredientes al que no te podrás resistir

Enlace patrocinado

Los dulces son algo lo que pocos se pueden resistir. Sin embargo, la repostería no es tan sencilla y la mayoría de las recetas suelen tener muchos ingredientes, con medidas muy exactas, y pueden llegar a ser complicadas de preparar.

Pero, por suerte, no siempre es así. Este dulce que os traemos es muy sencillo, ¡tan sólo necesitas dos ingredientes! Podrás tenerlo listo en un periquete y, lo mejor de todo, ¡está delicioso!

Enlace patrocinado

Estos son los únicos ingredientes que necesitas:

  • leche condensada
  • pepitas de chocolate
{keyword}
Tu despensa
Enlace patrocinado
{keyword}
Vahine

¿A qué esperas para probarlo? ¡No podrás resistirte a él!

Sencillo pero delicioso

Este postre no puede ser más fácil. A veces menos es más y con tan sólo dos ingredientes que puedes comprar en cualquier supermercado, puede hacer un dulce tan increíble como éste.

Enlace patrocinado
{keyword}
Bakedbree

Oro líquido

Lo primero que necesitas es una lata de leche condensada. No la confundas con la leche evaporada porque el resultado no tendrá nada que ver. La leche condensada es tan espesa y dulce….¡mmmm!

Pixabay
Pixabay

Irresistible chocolate

El segundo ingrediente son pepitas de chocolate. ¿Qué puede salir mal mezclando dos cosas tan deliciosas como éstas?

{keyword}
Public Domain Pictures

Mezclarlo bien

Una vez que tengas los dos ingredientes en un recipiente apto para microondas, mézclalos bien hasta que las pepitas estén cubiertas con la leche condensada.

Enlace patrocinado
{keyword}
Youtube

Microondas

Introduce la mezcla en el microondas durante 1 minuto. En caso de que no tuvieras microondas también puedes ponerlo al baño maría; sólo tienes que tener cuidado de que no se te pegue.

Youtube
Youtube

Mezcla pegajosa

El resultado que obtendrás será una masa viscosa y pegajosa que ya tendrás ganas de probar. Pero espera un poco, ¡aún no está listo!

{keyword}
Youtube

Opcional: añadirle algún complemento

Si quieres, puedes añadirle algún complemento para hacerlo aún más delicioso. Debes echarlo justo después de sacarlo del microondas, cuando aún esté caliente. Algunas opciones pueden ser: café, nueces, extracto de vainilla. ¡Deja volar tu imaginación!

Pixabay
Pixabay

Vuelve a remover

Con una cuchara de madera, vuelve a remover la mezcla. Se irá enfriando e irá cogiendo consistencia.

{keyword}
Youtube

Un molde

Coge un molde y cúbrelo con papel de aluminio o papel de horno. Échale un poco de mantequilla o de aceite en aerosol para evitar que la pegajosa masa se pegue.

{keyword}
Youtube

Extiende la masa

Distribuye de forma uniforme la crema por todo el molde y deja enfriar en la nevera al menos dos horas. ¡Ya casi está!

{keyword}
Youtube

Sácalo del molde

Una vez se haya enfriado, voltea el molde y retira el papel con la ayuda de un cuchillo si fuese necesario.

{keyword}
Youtube

Ahora sí

Córtalo en piezas largas y rectangulares, y después cada una de ella en varios cuadraditos. Ahora sí que sí. ¡Listo!

{keyword}
Youtube

Podrás disfrutar de este riquísimo postre elaborado con tan sólo dos ingredientes. Por si tienes alguna duda, aquí tienes el vídeo con la receta completa.

¡Compártelo con tu familia y amigos para que ellos también puedan disfrutar de esta delicia!

Fuente: Faithtap
Imagen de portada: Youtube

Enlace patrocinado