8 Pruebas que demuestran que podría haber vida extraterrestre cerca de la Tierra

Aunque la mayoría de la gente es escéptica, la vida extraterrestre, ya sea avanzada o simplemente microbiana, probablemente exista en algún lugar del universo. De hecho, la mayoría de los científicos están de acuerdo en este aspecto.

Esto no significa que entre nosotros haya extraterrestres de grandes cabezas y ojos saltones, pero es casi una certeza estadística de que en algún lugar del universo hay algún tipo de microbio cósmico o «insecto espacial».

A continuación te mostramos 8 razones por las que la existencia de vida extraterrestre es más que posible:

1- Por pura probabilidad

{keyword}
NASA

Aunque el numero de cuerpos celestes cambia constantemente, se da por hecho que hay miles de millones de planetas, sistemas solares y galaxias en los vastos confines del cosmos.

Si se considera que el espacio es «infinito«, entonces las posibilidades de que existan otros planetas parecidos al nuestro deben ser infinitas. Esto a su vez aumenta la probabilidad de que exista vida en algún lugar de las profundidades del espacio.

2- Hay agua en todas partes (relativamente hablando)

{keyword}
NASA

Si el agua es la clave para que un cuerpo cósmico sea capaz de albergar vida tal como la entendemos, es posible que haya vida en cualquier lugar puesto que el agua está presente en todo el universo aunque a menudo sea en forma de hielo.

Dentro de nuestro propio sistema solar existen varias lunas en las que se ha demostrado casi de forma definitiva que existe agua en estado líquido. Una de las lunas de Saturno, Encelado, incluso parece disparar enormes chorros de vapor de agua y partículas de hielo al espacio exterior a través de las grietas que presenta en su superficie helada.

Esto sugiere una actividad geológica significativa que podría proporcionar las condiciones adecuadas para la vida.

3- La vida podría basarse en otros elementos

{keyword}
Wikia

La tendencia general es pensar que la vida solo es posible si se dan las mismas condiciones que se dieron en la Tierra. Sin embargo, es posible que exista vida en otro planeta que requiera un conjunto de condiciones completamente diferentes.

De nuevo, las posibilidades son infinitas. Tal vez haya un ser que se muestre en forma líquida o gaseosa. O, si un planeta tiene una atmósfera compuesta de hidrógeno o nitrógeno, por ejemplo, ¿podrían sus formas de vida basarse principalmente en esos dos elementos?

Esta teoría es apoyada en parte por el creciente número de organismos vivos, conocidos como extremófilos, que prosperan en condiciones hostiles en la Tierra. No es demasiado exagerado creer que un organismo similar pudiera existir en las heladas condiciones de Marte o en el ambiente infernal de Venus.

En resumen, puede que aún no hayamos encontrado vida alienígena porque es posible que no sepamos lo que estamos buscando. La vida alienígena podría incluso existir en una forma que es indetectable para nosotros, una forma que nuestros ojos y oídos no pueden ver ni escuchar.

4- El rápido aumento de la vida en la Tierra

{keyword}
quantamagazine

En términos relativos, la vida en la Tierra, particularmente la vida humana, ha surgido de la nada hace muy poco tiempo. Según algunos investigadores, esto muestra que no es un evento irrepetible. En resumen, nuestra existencia no es nada especial, solo una reacción estándar del desarrollo de un planeta.

Muchos expertos sugieren que hace mucho tiempo quizás existió vida en Marte cuando parece que tenía una atmósfera y agua líquida como la de la Tierra. Se han hecho afirmaciones similares sobre Venus dado que su terreno y tamaño son similares a los de la Tierra.

5- El Universo se regenera a través de las supernovas

{keyword}
The Telegraph

Cuando se descompone la estructura molecular de la gente de la Tierra, todos estamos hechos de las mismas moléculas que las estrellas.

Las estrellas en nuestro universo mueren y se forman de nuevo a través de una serie de explosiones estelares llamadas supernovas. Las nubes de gas y polvo involucradas en la formación de nuevas estrellas contienen moléculas orgánicas, los componentes químicos de la vida. Estas moléculas se adhieren a los cometas, asteroides, planetas y lunas que eventualmente se forman alrededor de las estrellas.

Aunque la comunidad científica había teorizado sobre la posibilidad de que ciertos cometas se estrellasen contra la Tierra y transfiriesen estos componentes básicos para la vida, no sabían dónde podía haber comenzado el proceso. Hasta ahora.

Gracias al desarrollo de los últimos radiotelescopios, los científicos han podido encontrar las huellas químicas de la vida en el gas interestelar que hay alrededor de las estrellas que se están creando en la constelación de Ofiuco, que está a 400 años luz de la Tierra. «Esta familia de moléculas orgánicas está involucrada en la síntesis de péptidos y aminoácidos, que, en forma de proteínas, son la base biológica de la vida tal y como la conocemos«, explicaba Audrey Coutens, profesor del University College de Londres.

Los científicos creen que este hallazgo muestra una forma similar a cómo comenzó la vida en nuestro sistema solar. Si esto es cierto, entonces la formación de nuevas estrellas puede haber creado formas de vida alienígenas en otras partes del universo.

6- Tal vez nuestra galaxia es única (pero no cómo pensamos)

{keyword}

Quienes se oponen a la idea de que existe vida extraterrestre, a menudo afirman que la Tierra es simplemente única, una «excepción» en todo el espacio. Algunas personas creen que esa afirmación es cierta, pero no de la forma en que pensamos. Tal vez el hecho de que nuestro sistema solar parece estar desprovisto de vida (especialmente la vida inteligente) a excepción de la Tierra, sea lo que hace singular a nuestra galaxia.

Si atendemos a los constantes descubrimientos de planetas que se encuentran en zonas habitables, es probable que la vida prospere más a menudo en otras galaxias y sistemas solares, mientras que la nuestra está inusualmente vacía.

Quizás es por eso que no hemos «descubierto» extraterrestres. Quizás desde su punto de vista, simplemente no saben que estamos aquí y ven nuestro sistema solar como uno sin vida y de poco interés para ellos. O tal vez, como nos ocurre a nosotros, tienen razones para creer que podría haber vida en nuestro planeta, pero no tienen los medios, el conocimiento o la tecnología para venir y descubrirlo. Al menos no todavía.

7- La vida no se limita a los planetas

{keyword}
space

Por supuesto, no solo los planetas podrían albergar vida. Muchas lunas muestran signos de vida, mientras que otras podrían ser colonizadas si nosotros o seres extraños desarrollamos los conocimientos para hacerlo.

Como comentamos anteriormente, muchas lunas en nuestro sistema solar ya han presentado fuertes señales de actividad geológica, atmósferas e incluso la presencia de agua líquida. A medida que avanzamos hacia el espacio, podemos encontrar que otras lunas en el cosmos contienen más vida que sus planetas anfitriones.

8- ¿La evidencia está en nuestro pasado?

{keyword}
Wikimedia

De acuerdo con aquellos que han profundizado en la teoría de los antiguos astronautas, la evidencia de que la vida extraterrestre existe está ahí, para que todos nosotros la veamos a través de las abundantes escrituras y leyendas de nuestro pasado.

Además de las abundantes escrituras que parecen aludir o hablar sin rodeos sobre la intervención de seres extraterrestres, gran parte de la teoría de los antiguos astronautas gira en torno a períodos inexplicables de la evolución humana.

Esto es especialmente cierto si pensamos en el eslabón perdido, es decir, en cómo los humanos desarrollaron sus capacidades cerebrales y habilidades para resolver problemas casi de la noche a la mañana (hablando relativamente).

Si hay algo de verdad en la idea de que algún tipo de alienígena tuvo influencia en la historia humana, esto no haría más que responder a la pregunta de si la vida extraterrestre existe. Sugeriría una relación mucho más cercana con nuestros primos cósmicos de lo que muchos considerarían remotamente posible, así como la necesidad de reevaluar lo que sabemos de nuestro propio pasado colectivo.

¡Compártelo con todos tus amigos!

Fuente: Listverse