8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible

Puede resultar inexplicable, pero casi nadie murió con dignidad en la antigua Grecia. Las historias de grandes héroes griegos que mueren de forma natural mientras duermen son bastante reducidas, o al menos están eclipsadas por los relatos de personas arrastradas por carros y apuñaladas por sus familiares.

A continuación te mostramos 8 de las muertes más extrañas de la antigua Grecia:

1- Empédocles se arrojó a un volcán para convertirse en inmortal

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
Wikimedia

Empédocles encontró su fin después de curar a una mujer a quien ningún otro médico pudo curar. Esto, sentenció, era una prueba clara de que él era un dios. Así que reunió a 80 personas, subió a la cima de un volcán, anunció que ahora era inmortal, y luego saltó.

No logró completar la parte del truco, por lo que la mayoría lo descartó como otro loco. Por otra parte, estamos escribiendo sobre él hoy, 2.500 años después de su muerte. Quizás, de alguna manera, cada uno de los hombres en esta lista verdaderamente encontró una manera de vivir para siempre.

2- Crisipo murió de reírse de su propia broma

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
Marie-Lan Nguyen

Crisipo fue uno de los principales filósofos estoicos, pero no estuvo a la altura del nombre. Los griegos lo llamaban “un hombre de excesiva arrogancia”, así que tal vez sea apropiado que muriera riéndose de su propia broma.

Crísipo era ridículamente prolífico, y tenía un sentido del humor bastante retorcido. En el transcurso de su vida, escribió 705 libros. La mayoría se han perdido, pero parece que su obra más famosa fue una sobre la diosa Juno siendo una prostituta.

Crísipo encontró su fin un día cuando vio a un burro comiendo higos y decidió que el animal, luchando con la fruta pegajosa, era lo más divertido que había visto en su vida. Así que emborrachó al burro, y al parecer, eso hizo las cosas tan divertidas que se rió hasta la muerte.

3- Heráclito se cubrió a sí mismo en caca y fue comido por perros

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
Roy Fokker

La muerte del filósofo Heráclito puede sonar un poco extraña, pero había una razón por la que se cubrió de caca antes de andar con perros voraces.

Heráclito tenía hidropesía, y aunque los médicos le dijeron que no tenía cura, pensó que podía burlarse de todos. No está del todo claro por qué Heráclito pensó que cubrirse con estiércol de vaca lo curaría o por qué ignoró a todos los médicos que le dijeron que sería una mala idea.

De cualquier manera, pasó el día tumbado al sol cubierto de estiércol. Cuando se despertó, el estiércol era tan denso que no podía moverse. Allí yació, cubierto de estiércol endurecido, tratando de levantarse, hasta que llegaron unos perros salvajes y lo devoraron vivo.

4- Tucídides murió mientras escribía

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
shakko

Tucídides escribió la Historia de la Guerra del Peloponeso, y es una de las fuentes más confiables sobre la guerra que tenemos. También se le considera una de las fuentes más confiables de la historia griega antigua, pues fue uno de los pocos que no salpicó sus historias con rumores y criaturas mitológicas.

Tucídides había luchado en la Guerra del Peloponeso pero fue expulsado de Grecia por no haber defendido la ciudad de Anfípolis. Durante años, vivió en el exilio, armando su historia hasta que, un día, se decidió que podía regresar. Los griegos dieron el visto bueno, y un ansioso Tucídides corrió a su tierra natal.

Por desgracia, poco después fue asesinado. No conocemos exactamente los detalles, excepto que alguien lo mató en el camino y que estaba escribiendo cuando sucedió. Su libro, hasta el día de hoy, termina justo en medio de un pensamiento que nunca terminó.

5- Bupalus fue insultado tan malo que se mató a sí mismo

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
kaprik / Shutterstock

Hiponax era un poeta, o al menos eso es lo que decían los griegos, a falta de una palabra mejor, pues precisamente no escribías obre flores y amor. En sus poemas, era difícil no leer una frase y no encontrar ninguna referencia a los desechos humanos.

También era uno de los hombres más feos de la historia, por lo que no era de extrañar que cuando su único amor verdadero lo rechazase. Después de un desamor de ese tipo, cualquier persona intentaría seguir adelante y encontrar a otra persona, pero Hipponax no era ese tipo de persona. En su lugar, escribió una serie de poemas insultando a su padre, Bupalus, de una forma tan vil que hizo que el propio Bupalus se suicidase.

6- Filitas murió de hambre corrigiendo los errores de otras personas

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
Rodolfo Amoedo

Está claro que Filitas nació en una época equivocada. En la era de los sabios de Internet, él habría sido rey.

Filitas dedicaba gran parte de su tiempo corrigiendo los errores de la gente. Cada vez que alguien usaba la palabra incorrecta o cometía un error, les escribía una carta explicando lo que habían hecho mal. Tal dedicación desempeñaba en esta tarea que, según cuenta la leyenda, murió de hambre mientras indicaba pedantemente la mala elección de unas palabras.

7- Draco fue sofocado hasta la muerte por regalos

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
The Oyez Project

Draco era un hombre que pensaba que robar coles debía ser castigado con la muerte; sin embargo, era tan amado que terminó literalmente aplastado por el peso de su propia popularidad.

Draco, según cuenta la leyenda, estaba en el teatro de Aegina cuando sus seguidores decidieron hacerle saber cuánto lo amaban. Entonces comenzaron a arrojarle sombreros, camisas y capas. Esto se debe a que en la antigua grecia, el aprecio se mostraba arrojando a la otra persona alguna prenda tuya.

Lamentablemente, a los fanáticos de Draco se les fue un poco de las manos y terminaron asfixiándolo bajo todos sus presentes.

8- Arraquión fue el primer cadáver en ganar una competición olímpica

8 Extrañas historias de grandes héroes griegos que murieron de la forma más ridícula posible
Marie-Lan Nguyen

Arraquión fue un famoso pancraciasta olímpico que venció a todos sus contrincantes. El término pancracio se utiliza hoy en día como sinónimo de lucha libre profesional. En la Antigua Grecia, sin embargo, era una competición deportiva de los Juegos Olímpicos Antiguos, una combinación de boxeo griego antiguo, lucha y sumisiones, un antecesor de las artes marciales mixtas modernas.

Arraquión se encontraba jugando el último enfrentamiento de la competición, luchando por la corona olímpica, cuando su oponente lo inmovilizó. Estaba siendo estrangulado y a punto de darse por vencido, cuando su entrenador gritó: “¡Qué hermoso discurso fúnebre si se pudiese decir: ¡no se dio por vencido en Olimpia!”

Ese grito aparentemente inspiró a Arraquión, que siguió luchando. Consiguió hacerle una llave tan dolorosa a su oponente que el hombre se dio por vencido. Sin embargo, cuando todo terminó, Arraquión ya estaba muerto. De esta manera se ganó el honor de pasar a la historia como la primera persona fallecida en ganar la corona olímpica.

Si no quieres perderte ninguna noticia, asegúrate de activar las notificaciones en nuestra página de Facebook para estar al día de todo lo que sucede, ¿cómo?, Muy Facilito:

¡Comparte las curiosas historias de los héroes con todos tus amigos!

[chimpmate]

¿Y tú qué opinas?