7 Mentiras sobre las mujeres que disfrutan del sexo

Desgraciadamente, actualmente nuestra sociedad tiene una cierta facilidad a la hora de perseguir a aquellas mujeres que hablan abiertamente sobre sexo o que afirman tener una vida sexual activa. Es extra√Īamente f√°cil etiquetar a una mujer de ¬ęfresca¬Ľ cuando habla sin tapujos sobre el tema y hacen uso de su libertad.

Cuando tenemos antes nosotros a una persona promiscua, solemos hacer suposiciones sobre su car√°cter o su estilo de vida, suposiciones que adem√°s de ser muy injustas son totalmente inacertadas.

¬ŅQu√© tal si desenmascaramos algunos mitos?

1- Las mujeres promiscuas tienen mayor probabilidad de sufrir enfermedades de transmisión sexual

{keyword}
Webconsultas

Si una mujer tiene relaciones 100 veces con una misma persona no parece haber mucho peligro, sin embargo, cuando otras personas son a√Īadidas a la ecuaci√≥n, de repente aparece¬†la inc√≥gnita de una posible enfermedad de transmisi√≥n sexual.

En primer lugar y ante todo, realizarse pruebas de ETS es fundamental, no importa cu√°ntas parejas tengas. En segundo lugar, contraer una ETS no te convierte en una persona menos v√°lida o inferior a los dem√°s.

Esta creencia proviene de la idea de que el n√ļmero de parejas sexuales se relaciona directamente con la pureza de una mujer. Es por eso que muchas chicas crecen aprendiendo que solo deber√≠a tener sexo con una persona, y preferiblemente despu√©s del matrimonio, y a√ļn as√≠, primero deber√≠a de estar profundamente enamorada de la otra persona.

Esto no quiere decir que qui√©n disfrute del guste del sexo no crea en una relaci√≥n mon√≥gama y en el amor verdadero. No es un intento de ridiculizar la manera m√°s tradicional y com√ļn de contemplar el sexo y una relaci√≥n, se trata de hacer √©nfasis en que no se debe ridiculizar a aquellas personas que practiquen unas conductas sexuales diferentes a las de la mayor√≠a.

Una mujer que ha estado casada durante 30 a√Īos puede contraer una ETS si su pareja tiene una aventura y √©sta no lo sabe. Una mujer que ha dormido con 30 personas puede contrar una ETS si no utiliza protecci√≥n e incluso si lo hace.

Cualquier persona puede contraer una ETS debido a la falta de protecci√≥n y comunicaci√≥n. Una conducta sexual sana no tiene nada que ver con el n√ļmero de personas con el que mantengamos relaciones sexuales. La clave est√° en la apertura, la honestidad y el di√°logo que mantengamos con la otra parte implicada.

2- Las mujeres promiscuas se acuestan con todo el mundo

{keyword}
Hoy21

Existe una creencia popular que afirma que las mujeres que hablan sin problemas sobre sexo se ¬ętiran¬Ľ¬†todo lo que se mueve.

En parte esto se debe a la fantasía del género masculino sobre que existe un mundo ideal donde todas las mujeres se mueren por tener sexo con el primer hombre que vean. Nada más lejos de la realidad.

Muchos factores tienen que ver con la atracción sexual como la mirada, la química, la compatibilidad y un largo etc. Eso hace que todos nosotros seamos al menos un poco exigentes.

Est√° claro que todos disfrutamos del sexo, pero no por eso nos acostamos con cualquiera si eso nos asegura un orgasmo.

3- Las mujeres promiscuas no tienen moral

{keyword}
Claudietacabanyal

Nuestra sociedad tiene un extra√Īo complejo en lo que a sexualidad y moralidad se refiere. Aparentemente si una mujer tiene relaciones¬†con muchas personas, fracasa¬†en casi todos los aspectos de la vida social, y por supuesto, su car√°cter y personalidad est√°n arruinados para siempre.

Las mujeres más liberales son peligrosas porque su falta de moral indica rebeldía a la hora de seguir las reglas establecidas por la sociedad, lo que significa que tienen menos posibilidades de ser dominada por las normas patriarcales que debe seguir cualquier mujer que se respete.

Los a√Īos treinta ya pasaron, las mujeres ya no se casan con sus novios de instituto y tienen sexo con ellos solo para poder tener hijos. Vivimos en un mundo en el que a la mujer se le concede suficiente independencia e informaci√≥n para poder saber explorar su¬†cuerpo y sus gustos.

La idea de que la actividad sexual o el deseo de buscar placer sexual est√© intr√≠nsecamente ligado a la inmoralidad es solo una forma de despertar sentimientos de culpa en ni√Īas y mujeres por algo que deben sentir totalmente¬†natural.

4- Las mujeres promicuas decepcionan a su familias

{keyword}
Equilibrio

Se trata de un tema bastante delicado. Si una mujer es tachada de ¬ęfresca¬Ľ, esta ser√° la caracter√≠stica que destaque¬†y sea m√°s importante sobre todo los dem√°s aspectos que la¬†definen como personas. Puede ser una abogada de prestigio, pero si su familia se entera de que lleva una vida sexual abierta la¬†mirar√°n con desprecio y no sentir√°n orgullo por tus logros.

Desgraciadamente, todav√≠a vivimos en una sociedad¬†donde la gente piensa que la conducta sexual de una mujer supone la verg√ľenza de su familia. Si practicas mucho sexo, supuestamente tus padres han hecho algo mal contigo.

Esta afirmaci√≥n no tiene ning√ļn sentido ya que tus gustos sexuales no tienen ninguna influencia en la capacidad que tiene cada persona para tener √©xito en la vida, o fracasar en cualquier otro aspecto social.

Tu vida sexual es completamente independiente del resto de tu vida, incluida la familiar.

Incluso si lo hacen con buenas intenciones, tu familia no tienen por qué interrogarte o juzgarte por tu vida sexual, especialmente si eres adulta. Si están dispuestos a renegar de ti o a juzgarte constantemente, quizás sea el motivo de que tengáis una seria conversación al respecto.

5- Las mujeres promiscuas son adictas al sexo

{keyword}
Estarguapas

Las mujeres frescas siempre se ven como seductoras insaciables que harán todo lo posible para poder acostarse con alguien. Al parecer, una mujer no puede disfrutar del sexo a menos de que el sexo no ocupe cada uno de sus pensamientos o su vida gire en torno a él.

Se puede disfrutar de las relaciones sexuales sin ser adicto a ellas. Cada persona elige cuándo y con quién practicar sexo, no existe ninguna fuerza incontrolable que nos obligue a tener sexo con la primera persona que veamos.

6- Las mujeres promiscuas solo se preocupan por sí mismas

{keyword}
Clicaparte

Cada vez que una mujer da prioridad a sus propias necesidades y deseos son acusadas¬†de narcisistas.¬†Tener una vida sexual activa no es una se√Īal de ego√≠smo, simplemente significa tener claro¬†lo que quieres y no tener¬†problemas en conseguirlo. La gente no deber√≠a de burlarse de ti por eso.

En todo caso, deberían de admirar la forma en la que conoces tu cuerpo y tu sexualidad para poder disfrutar de ello. Tu vida sexual no disminuye la capacidad de amar o de ser emocionalmente afectiva.

Las personas que hacen una suposición tan amplia y personal sobre tu vida basándose en algo tan superficial como el sexo, probablemente no merecen estar a tu lado.

7- Las mujeres promiscuas no son dignas de respeto

{keyword}
Siempremujer

Esta es el aspecto m√°s perjudicial por el momento. Al estar rodeada de comentarios t√≥xicos relacionados con la promiscuidad, es muy facil interiorizar ese tipo de verg√ľenza y sentirse identificada con esos estereotipos que intentan imponer la sociedad de tal forma que pensemos mal sobre nosotras mismas.

No permitas que tu entorno te dicte cómo percibirte a ti misma o a la forma en la que vives tu vida. La frecuencia con la que cada persona practica sexo no determina tu valor como ser humano.

Pudes caminar con la cabeza bien alta e ignorar todos esos argumentos de poca monta sin sentido alguno. Nadie tiene por qué juzgar tu vida sexual sin tu consentimiento.

S√© promiscua o no. T√ļ eres la que tiene que tomar la decisi√≥n al respecto y mereces ser respetada sea cual sea la opci√≥n elegida.

¬°Comp√°rtelo con todos tus amigos!

Fuente: EverydayfeminismImagen portada: Nuevamujer

Últimos artículos