3 Razones por las que las articulaciones crujen

Seguro que más de una vez te ha pasado eso de necesitar crujirte el codo porque se te ha quedado bloqueado o que, al levantarte después de pasar un rato agachado, tus rodillas hagan un ruido extraño.

En muchas ocasiones, estos sonidos no son preocupantes, pero, a veces, vienen acompañados por algún tipo de dolor o inflamación. En esos casos, podrían ser un indicador de un problema mucho más común relacionado con las articulaciones.

3 Razones por las que las articulaciones crujen
czuber / Depositsphotos

Estas son las causas por las cuales te crujen las articulaciones

1- El gas

El ruido que se escucha cuando se mueve una articulación es probablemente igual que el ruido que oyes cuando te crujes los nudillos. En esas ocasiones, esta causado por el gas, en particular el nitrógeno.

Entre cada articulación hay una especie de saco que está lleno de líquido y que sirve para facilitar el movimiento de las articulaciones y amortiguar el impacto. Cuando se produce un cambio repentino de posición en una articulación, este saco se estira, causando un cambio repentino en el volumen del fluido que contiene.

Cuando esto ocurre, algunos de los gases de nitrógeno contenidos en el saco que recubre la articulación, forman burbujas que tienden a explotar. Es así como se produce el sonido que escuchas.

A pesar de que pueda sonar perjudicial, por lo general, no es peligroso. Según numerosos estudios, el hábito de crujirse los nudillos no daña las articulaciones. Sin embargo, esta no es la única razón por la cual tus articulaciones hacen ruidos extraños.

3 Razones por las que las articulaciones crujen
CHAjAMP / Shutterstock

2- La crepitación

Hay casos en los que el ruido que proviene de una articulación no se debe al estallido de las burbujas de nitrógeno, sino que lo producen los mismos huesos que componen una articulación.

Según los expertos, esto se conoce como “crepitación”. Las crepitaciones son sonidos producidos en distintas situaciones médicas y que permiten el diagnóstico de diversas enfermedades. A diferencia de la explosión de las burbujas de nitrógeno, esto sí es un indicador de un problema subyacente relacionado con las articulaciones.

Este sonido se produce por el rozamiento de los huesos que componen una articulación. Esto puede suceder cuando el cartílago que protege los extremos de los huesos se daña. Los expertos añaden que una vez que experimenta crepitación en una articulación es irreversible.

3 Razones por las que las articulaciones crujen
Shutterstock Africa Studio

3- Un tendón

Aparte de un cartílago dañado, también es posible que la crepitación esté relacionada con un tendón, que es un cordón inelástico pero flexible que une el músculo con el hueso.

Con los movimientos repentinos, los tendones pueden inflamarse. Cuando esto sucede, el tendón afectado no se mueve con facilidad, provocando así ese sonido parecido al que se produce cuando te crujes los nudillos. Los profesionales médicos añaden que es muy probable que experimentes algo de dolor justo antes de escuchar el ruido.

El uso de analgésicos y medicamentos antiinflamatorios puede ayudar a reducir la inflamación, así como el reposo y el cese de las actividades físicas.

3 Razones por las que las articulaciones crujen
Narong Jongsirikul / Shutterstock

En conclusión:

Siempre que el ruido que oigas no esté acompañado por dolor o inflamación visible en el área, no tendrías por qué preocuparte. Sin embargo, si la articulación te está molestando, no dudes en acudir al médico para que te realice las pruebas pertinentes y diagnostique la raíz de tu problema.

¿Te crujen las articulaciones con facilidad? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

¡Comparte este interesante artículo con todos tus amigos!

Fuente: Wellnessbin
[chimpmate]

¿Y tú qué opinas?