3 Cosas que le ocurren a nuestro cuerpo cuando tomamos café con el estómago vacío

Tomar una buena taza de café nada más levantarse es algo bastante habitual en la rutina de muchas personas. Después de todo, no hay mejor forma de despertarse que tomando una taza caliente de nuestra bebida favorita, ¿verdad?

Lo mejor de todo es que incluso tiene infinitos beneficios para la salud. Sin embargo, sí que deberíamos tener en cuenta una precaución a la hora de deleitarnos con nuestro café mañanero, y es que debemos evitar tomarlo con el estómago vacío. ¿Por qué?

Razones por las que no deberíamos tomar café con el estómago vacío

3 Cosas que le ocurren a nuestro cuerpo cuando tomamos café con el estómago vacío
Africa Studio / Shutterstock

Afecta al sistema digestivo

Para empezar, el café puede afectar seriamente al sistema digestivo. El café acelerará la producción de ácido en el estómago, y si aún no has comido nada, tal cantidad de ácido podría dañar el revestimiento del estómago y causar indigestión o acidez estomacal. Y sí, esto también se aplica para el café descafeinado.

Problemas de nervios y ansiedad

Pero ese no es el único riesgo. Tomar café con el estómago vacío puede causar nerviosismo, temblores y otros efectos de abstinencia, incluso cambios en el estado de ánimo. Además, también puede aumentar los síntomas de la ansiedad, así como aumentar la frecuencia cardíaca, la irritabilidad y la incapacidad para concentrarse.

3 Cosas que le ocurren a nuestro cuerpo cuando tomamos café con el estómago vacío
Paulius Beinaravicius / Shutterstock

Altera nuestro ritmo circadiano

Por otra parte, saborear una taza de café recién hecho a primera hora de la mañana altera el ritmo circadiano. Tu reloj interno libera una hormona llamada cortisol cuando te despiertas, lo que te hace sentir alerta y lleno de energía. Sin embargo, contrariamente a lo que podrías esperar, la investigación ha demostrado que el consumo de café en realidad disminuye los niveles de cortisol.

¿Qué significa esto? En la mayoría de los casos, tomar una taza de café a primera hora de la mañana será contraproducente, haciendo incluso que la sensación de sueño sea mayor.

Por supuesto, hay quienes han tomado café en ayunas durante años y no han tenido ningún problema. Si eres una de estas personas, no pasa nada si sigues haciéndolo. Pero para todos los demás, se recomienda combinar la dosis de cafeína con un abundante desayuno, o al menos un refrigerio si no tienes demasiado apetito.

¿Eres de los que necesitas un café por la mañana para sentirte persona? ¿Lo tomas con el estómago vacío o lleno? ¡Déjanos tu respuesta en los comentarios!

¡Comparte esta información con todos tus amigos!

Fuente: Thisisinsider