12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama

Aunque comúnmente se han relacionado con las mujeres, los ejercicios de Kegel pueden resultar realmente beneficiosos para los hombres que quieren tratar problemas sexuales como la eyaculación precoz o mejorar su salud sexual en general. Por no hablar de la ya conocida capacidad de fortalecer los músculos pélvicos, la próstata y el aparato urinario en general.

Beneficios de los ejercicios de Kegel para hombres

Antes de adentrarnos en cómo se deben realizar los ejercicios de Kegel, vamos a conocer las ventajas que nos aportará esta práctica:

Para la salud sexual:

  • Erecciones más fuertes y duraderas.
  • Control de la eyaculación precoz.
  • Orgasmos más intensos.
  • Mejora del flujo sanguíneo del pene.
  • Posibilidad de ser un hombre multiorgásmico.
  • Fortalecer los músculos del aparto genital.

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama

Para la salud del aparato urinario:

  • Previene la incontinencia urinaria.
  • Mayor capacidad de aguantar la orina.
  • Mayor control de los esfínteres.
  • Mejora la salud de la próstata.
  • Previene los prolapsos genitales.
  • Ayuda a recuperarse de una cirugía en el aparato genital.

¿Cómo comenzar con los ejercicios de Kegel para hombres?

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama
Andrey_Popov / Shutterstock

Los ejercicios de Kegel fueron inventados por el doctor Arnold Kegel en 1948 para tratar la incontinencia urinaria. Consisten simplemente en una contracción del músculo pubocoxígeo, un músculo de forma alargada que atraviesa toda la zona púbica, desde el coxis hasta el hueso púbico, para formar el suelo pélvico.

Entre sus muchas funciones están la de contener la orina y las heces, aguantar las vísceras pélvicas e intervenir en las funciones reproductivas y sexuales.

¿Cómo encontrar el músculo pubocoxígeo?

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama

Una vez que sabemos qué es el suelo pélvico y qué función desempeña, necesitamos encontrarlo para poder ejercitarlo. Para ello sigue estos pasos.

Detén el flujo de orina. La próxima vez que vayas al baño a orinar, intenta detener el flujo de orina sin utilizar las manos. En el mismo momento en que lo intentes involucrarás los músculos pélvicos, en concreto, el músculo pubocoxígeo.

Aumenta la erección. ¿Recuerdas la presión que hiciste para detener la orina? Pues ahora trata de ejercer esa misma presión mientras tienes una erección. Si lo haces correctamente notarás que el pene se endurece durante unos segundos.

Bien, ya tenemos más que localizado el músculo pubocoxígeo, podemos empezar a ejercitarlo. Aprovecha cada vez que vayas al baño para cortar el flujo de orina durante un par de segundos. A medida que lo intentes, prueba a aumentar el número de contracciones y la duración de las mismas.

Cómo hacer los ejercicios de Kegel para hombres paso a paso

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama
PrinceOfLove / Shutterstock

Para realizar ejercicios de Kegel, hay que tener en cuenta básicamente tres acciones: contracción, mantenimiento de la contracción y relajación. De esta manera, los ejercicios se basan en realizar, controlar y fortalecer estas acciones con cada sesión de entrenamiento.

  • Siéntate de forma relajada, con la espalda recta y las piernas ligeramente abierta.
  • Contrae el suelo pélvico con la mayor intensidad que puedas sin llegar forzar el músculo.
  • Mantén la contracción durante unos segundos.
  • Relaja la contracción y descansa unos segundos.

Así de simple. Puedes realizar este ejercicio mientras trabajas o ves la televisión. Sólo necesitas dedicarle un poco de tiempo.

Kegel Inverso

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama
Giphy

Para complementar el ejercicio anterior debemos realizar el conocido como Kegel inverso. Mediante este ejercicio conseguimos aprender a relajar el músculo pubocoxígeo, parte fundamental para controlar todas las partes de los ejercicios de Kegel.

  • Colócate en la misma posición que para el ejercicio anterior. Sentado, con las piernas ligeramente abiertas.
  • Una vez que detengas la contracción del suelo pélvico, céntrate en relajarlo al máximo, justo lo contrario que buscábamos en el ejercicio anterior.
  • Para ello, haz el mismo esfuerzo que hacemos cuando queremos defecar, como si quisieras expulsar algo de tu cuerpo. De esta manera empujaremos los músculos hacia afuera.

Podremos conocer lo fortalecido que tenemos el suelo pélvico dependiendo de la intensidad y del tiempo que mantengamos las contracciones.

¿Cómo mejorar nuestras relaciones sexuales con los ejercicios de Kegel?

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama
Mikhail_Kayl / Shutterstock

Ahora que ya sabes cómo realizar los ejercicios de Kegel para hombres, vamos a explicarte algunas técnicas que tienen el objetivo de mejorar las relaciones sexuales, por un lado controlando la eyaculación precoz y por otro mejorando los orgasmos.

Controlar la eyaculación precoz

Cuando sientas que estás cerca de la eyaculación durante las relaciones sexuales, detén cualquier estimulación de tu pene y realiza una contracción seguida de la relajación del músculo pubocoxígeo tal y como te hemos enseñado.

Mediante este ejercicio aprenderás a controlar la eyaculación y podrás durar más tiempo durante las relaciones sexuales.

12 Razones por la que los hombres deberían practicar el Kegel con el pene para aguantar más en la cama
melis / Shutterstock

Orgasmos más intensos

Esta técnica es más compleja y requiere cierto nivel de control de los ejercicios de Kegel. Sin embargo, con ella es posible que un hombre sea multiorgásmico puesto que se evita la eyaculación.

Para realizar esta técnica necesitas contra el suelo pélvico antes de eyacular. Sigue estimulando el pene hasta alcanzar el orgasmo sin dejar de contraer los músculos pélvicos en todo momento.

De esta forma sentirás un orgasmo muy intenso sin que se produzca eyaculación. Esto se debe a que al contraer los músculos, bloqueamos la evacuación del semen.

¡Comparte los beneficios de los ejercicios de Kegel con todos tus amigos!