El ritual de Toraja: La extraña ciudad que cada tres años desentierra a sus difuntos para hacerlos caminar

En un ritual verdaderamente único para rendir homenaje a los muertos, en el pueblo de Toraja, en Indonesia, con orgullo desentierran a sus familiares muertos y los visten con ropa nueva por un antiguo ritual que trata de mostrar su fuerte respeto.

La ceremonia, ha ganado una gran notoriedad en todo el mundo durante las últimas semanas, y se trata sin duda de una de las maneras más extrañas de recordar a los difuntos.

La tribu de la isla de Sulawesi exhuma los muertos cada tres años. Los vivos lavan los cuerpos en descomposición, y los visten con ropa nueva y vistosa, y luego colocan los cadáveres para fotos familiares en el festival conocido como Ma’nene.

Para el pueblo Toraja, una minoría étnica de Indonesia en la región montañosa de Tana Toraja, el funeral es uno de los rituales más importantes.

Muchas personas se pasan toda su vida tratando de deslumbrar a la gente con sus entierros extravagantes. También protegen a sus seres queridos si no ganan mucho dinero.En algunos casos, el funeral de una persona muerta podría celebrarse semanas o incluso

años después de su hora de la muerte para que la familia tenga tiempo para reunir el dinero suficiente para un entierro apropiado. Estos eventos son realmente extravagantes en comparación con los que podemos ver en resto del mundo.

El ritual de Toraja: La extraña ciudad que cada tres años desentierra a sus difuntos para hacerlos caminar

Pero a diferencia de otras partes del mundo, un funeral de Torajan no se trata de la última vez en la que ven el cuerpo de su pariente muerto. Cuando un anciano del pueblo fallece, los vivos envuelven su cuerpo en capas de tela para prevenir que se pudra. A continuación, cada tres años, desentierran los cadáveres, los visten con ropa elegante, y obtenienen la admiración de sus seres queridos.

Estos aldeanos en las montañas de Sulawesi estaban completamente al margen de la civilización moderna, hasta los que misioneros holandeses llegaron en la década de 1970.

Además de desenterrar a sus muertos, también animan a los aldeanos a casarse dentro de su propia familia. Pero sólo a partir del cuarto primo.

El ritual de Toraja: La extraña ciudad que cada tres años desentierra a sus difuntos para hacerlos caminar

La muerte no es considerada como el paso final dentro de las creencias de Torajan. Se trata simplemente de un paso en el curso de la vida como un ser espiritual.

La razón por la que celebran los funerales por todo lo alto es porque creen que se trata de un punto crucial en el progreso de la vida. Estas fiestas duran hasta una semana en muchas ocasiones.

Los ciudadanos de Torajan no salen de su hogar. La razón es porque si mueren, el espíritu quedaría lejos de casa, algo horrible para ellos.

Si un campesino muere fuera de casa, lo cual es raro, los miembros de la familia viajarán a ese lugar y llevarán el cuerpo hacia su poblado para poder realizar el correcto ritual.

¡Comparte esta asombrosa costumbre con todo el mundo!