6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas

Todos tenemos malos hábitos que deberíamos eliminar de nuestra vida, como fumar, comer comida basura o morderse las uñas. Este último es un hábito común que afecta al 20-30% de la población y, aunque parezca inofensivo, puede ser muy perjudicial para la salud. Por ello, deberías abandonar este hábito.

6 Razones por las que no deberías morderte las uñas

1- Puede deformar tus encías

6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas

Si sigues mordiéndote las uñas puede que sufras enfermedades de las encías y recesión al introducir bacterias en las grietas de tus dientes.

2- Si las muerdes demasiado podrías infectar la uña

6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas

Si muerdes demasiado la uña, puedes exponerte a la paroniquia, una infección de la mano muy común que puede durar semanas, causa hinchazón y crea pus. Tendrás que medicarte para combatirla.

3- Podría causarte mal aliento

6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas

Las personas que se muerden las uñas son más propensas a sufrir halitosis debido a los gérmenes que se propagan al meterte los dedos en la boca.

4- Tus dientes no están diseñados para ello

6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas

Morderte las uñas crea mucha tensión en los dientes, provocando que estos se muevan de su lugar, se astillen e incluso se rompan.

5- Tus uñas tienen muchos gérmenes

6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas

Debajo de tus uñas hay muchos gérmenes, como la Salmonela, E. coli o los que provocan los resfriados, y pueden acabar en tu boca al morderlas, causando infecciones graves.

6- Las verrugas faciales podrían ser consecuencia de esto

6 Razones por las que jamás deberíamos volver a mordernos las uñas
Voyagerix / shutterstock

Al morder las uñas, podemos desarrollar verrugas en los dedos. Si nos tocamos la cara con los dedos contaminados, se nos transmitirán.

Además de todas estas cosas, cuando te comes las uñas puedes provocar daños permanentes y es posible que no vuelvan a crecer de forma correcta nunca más. Por ello, intenta eliminar la costumbre de morder tus uñas.

¿Qué te ha parecido? ¿Seguirás comiéndote las uñas? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

¡Compártelo con todos tus amigos y familiares para que sepan por qué no deben comerse las uñas!

Fuente: ThisisinsiderImagen de portada: MinDof | Arman Novic / shutterstock