7 Pasos de la «regla de los 90 segundos» para aprender cualquier idioma

Cuando no conoces una palabra en cualquier idioma, seguro que recurres al traductor para usarla inmediatamente, pero no consigues retenerla. Existe un método que te ayudará a aprender nuevas palabras y a memorizarlas para que puedas aplicarlas cuando hables o practiques ese idioma.

¿En qué consiste la regla de los 90 segundos?

Recibe el nombre de la «regla de los 90 segundos» y se trata de un procedimiento que te ayuda a que las palabras se queden grabadas en tu mente. Tu cerebro no retiene la información si lo repites muchas veces, llega un momento en que olvidas lo que estabas intentando memorizar.

7 Pasos de la "regla de los 90 segundos" para aprender cualquier idioma

Es recomendable que te hagas con una libreta o un índice para ir apuntando tus palabras en cuanto las escuches. Si lo haces en orden alfabético puede resultarte más fácil encontrarlas cuando te hagan falta.

Intenta recordar la frase y apuntar la palabra en ese contexto, es mejor para poder entenderla correctamente. En los próximos siete días, lee esta expresión una o dos veces, entiende lo que estás diciendo y hazlo siempre en voz alta.

7 Pasos de la "regla de los 90 segundos" para aprender cualquier idioma

Cuando ya has completado ese reto, descansa una semana de esa expresión, pero intenta no olvidarla. Una vez transcurrido este tiempo, lee la expresión una media de tres veces en un periodo de diez segundos, y cuando vuelvan a pasar dos semanas, repite el proceso de los diez segundos.

De esta forma habrás completado los 90 segundos que dura este reto y habrás conseguido memorizar la palabra, no solo individualmente, sino también en un contexto. Puedes elaborar una tabla y apuntar los días que has trabajado para memorizar dicho término.

7 Pasos de la "regla de los 90 segundos" para aprender cualquier idioma

Para este ejercicio es necesario que tengas una concentración absoluta, sepas lo que estás diciendo y memorizando y tengas fuerza de voluntad para hacerlo. Aunque al principio parezca algo lioso, será fácil en cuanto lo hagas un par de veces.

Sigue todos los pasos para conseguir el resultado que esperas y pon en práctica lo aprendido, así es como mejor recordarás la palabra que has elegido memorizar. Compromiso, entusiasmo y muchas ganas de aprender, ¡es lo único que te hace falta!

¿Conocías el «método de los 90 segundos»? ¿Te cuesta mucho memorizar?

¡Comparte con tus amigos este truco tan efectivo!