11 Olores que probablemente no recuerdes y que están en peligro de extinción

Los olores son el activador de recuerdos más potente que existe ya que la mayoría de nosotros no tiene la capacidad olfativa para distinguir e identificar los olores, entonces nuestra mente nos lleva al momento en que lo olimos, para tratar de identificarlo.

El olor de jazmín que te lleva a tu primer verano fuera de la ciudad o el olor de pegamento que te traslada a las manualidades de pequeño.

11 olores que probablemente no conozcas

1- Rotuladores

{keyword}
publicdomainpictures

Los rotuladores clásicos producidos hasta los años 90 estaban compuestos por dos sustancias, tolueno y xileno, que le otorgaban un olor agradable y característico, pero tóxico al inhalarse. Es por eso que a partir de los 90 la mezcla se hacía a partir de alcohol, con un olor menos característico pero sin peligro para el usuario.

2- Olor a coche nuevo hace unos años

{keyword}
pexels

El olor a coche nuevo, o a cualquier cosa nueva, siempre es de lo más agradable, pero no se puede comparar el olor a un coche de hace 30 años por estrenar. Antes los coches tenían solo 10 kilos de materiales plásticos, frente a los 115 kilos de los que se componen hoy en día.

3- Fotocopiadoras de tinta

En la década de los 60 y 70 en todos los institutos había un modelo de máquina fotocopiadora con una tinta única. Esta mezcla de metanol y isopropanol hacía las delicias cuándo el profesor pasaba las hojas recién impresas entre los alumnos.

Hoy en día esta marca de tinta ya no produce ni un 10% de la tinta que en aquellos años, pero aquel que tiene la suerte de encontrarse con una hoja impresa con esa tinta, viaja instantáneamente al pasado.

4- Tubo de vacío

{keyword}
freegreatpicture

Los antiguos televisores y radios contaban con unos tubos de vacío que se calentaban al usarse y creaban toda una atmósfera a la hora de ver una película o escuchar la radio. Había que tener cuidado con la acumulación de polvo sobre estos tubos o el olor podía resultar insoportable.

5- Quema de hojas

{keyword}
publicdomainpictures

El mayor indicativo de que el invierno ya había llegado era el olor a hoja quemada que emanaba de todos los jardines. Una pila de hojas caídas de los árboles en mitad del jardín, una cerilla y adiós al problema.

Un olor que lo impregnaba todo durante días y daba la bienvenida al hielo y la nieve. Por motivos de seguridad y contaminación, la quema de hojas ahora está prohibida y las hojas de usan como abono, que si bien también tiene un olor particular, no es lo mismo.

6- Guía telefónica

{keyword}
wikimedia

Aunque siguen existiendo, hoy en día es más esperado el catálogo de Ikea que la guía telefónica, pero en su momento, todo casa y oficina contaba con al menos una guía telefónica.

El papel de baja calidad, la tinta y el pegamento para unir el tomo le otorgaban un olor característico que hacia de la búsqueda de un teléfono todo un ritual.

7- Combustión diesel

{keyword}
freegreatpicture

Por mucho que a alguien le guste el olor de la quema de combustible por la mañana producido por autobuses o pequeños camiones, una masa negra de humo directa a tus pulmones y atmósfera, no es bueno para nadie. Nos alegramos que este olor tan particular esté a punto de desaparecer.

8- Pizarra de tiza

{keyword}
wikimedia

Depende de la generación a la que pertenezcas, no conocerás el olor tan característico que tenían las aulas si al entrar te encontrabas con una pizarra y la profesora estaba escribiendo el tema del día con tiza.

Probablemente los niños de ahora recordarán con nostalgia el olor de los rotuladores que usan ahora en las pizarras, pero nosotros nos quedamos con la tiza.

9- Polaroid recién hecha

{keyword}
staticflickr

El olor a fotografía para muchos niños que empezaron su carrera como capturadores de momentos con una Polaroid, desde 2008, la producción de los cartuchos clásicos ha desaparecido y ese olor tan característico de la fotografía Polaroid recién impresa no se volverá a oler.

10- Pistolas de juguete

Distintivo olor de la pólvora que tenían estar pistolas de juguete que difícilmente disparaban más de dos ocasiones (un juguete algo defectuoso), pero era difícil emular el disparo de una pistola sin los riesgos de una pistola de verdad.

11- Un humeante Pub

los olores que estan en peligro de extincion 01
PIxabay

El olor a tabaco ha sido erradicado de los lugares públicos en la mayoría de países y es cierto que resulta agradable no despertar con toda la ropa oliendo a tabaco, pero resultaba embriagador el olor de algunas tabernas y pub donde el olor a tabaco era tan penetrante que te transportaba totalmente a otro lugar.

¿Hay más olores que eches de menos hoy en día? ¿Cuál era tu olor favorito de pequeño?

Comparte con tus amigos para que busquen su olor de infancia.

Fuente: mentalfloss | metafilter

Últimos artículos