9 Trucos para perder peso rápidamente sin hacer dieta

Tratar de perder peso se parece mucho a limpiar el sótano: nos sentimos sobrepasados y nunca sabemos por dónde empezar.

Sin embargo, obtener el cuerpo que siempre has querido no tiene que ser una fuente de estrés. Si la báscula no se mueve por más que lo intentes, existen muchas maneras de alcanzar tu objetivo.

A continuación te mostramos una lista con 9 consejos que te ayudarán a bajar de peso:

1- No hagas dieta

shutterstock 1011447838 1
Pormezz / Shutterstock

La clave para perder peso es evitar sentir que estás a dieta, porque las dietas no funcionan. Si te sientes privado de algo, nunca estarás a dieta más de un par de semanas.

La única manera de lograr perder peso a largo plazo es aprender a considerar a los alimentos como el combustible que necesita nuestro cuerpo.

Así reemplazaremos voluntariamente los alimentos procesados ​​que no nos aportan energía por alimentos saludables que sí lo hacen. Después de un tiempo, esto se convertirá en un acto natural y dejará de ser una lucha diaria.

2- Incluye burpees en tu entrenamiento

shutterstock 293966030
baranq / Shutterstock

Los burpees son una excelente manera de activar una gran cantidad de músculos, aumentar el ritmo cardíaco y quemar toneladas de calorías.

En un solo burpee trabajas las piernas, los brazos y los abdominales, y elevas la frecuencia cardíaca para aumentar la fuerza cardiopulmonar. Si estás buscando perder peso, incorporarlos a tu rutina de ejercicios es imprescindible.

3- Vigila lo que comes

shutterstock 248483716
Stock-Asso / shutterstock

Antes de comenzar a cambiar la dieta, dedica una semana a registrar todo lo que comes, y cuando decimos todo, es todo.

Si te comes un pequeño dulce en el trabajo, pruebas unas cucharadas del helado de tu pareja o te terminas el queso a la parrilla que alguien se dejó en el plato, anótalo. Todo suma, no nos damos cuenta de cuánto comemos hasta que lo vemos escrito en un papel.

4- Reparte bien los macros

shutterstock 691718512
Igor Sinkov / Shutterstock

Reparte tus requerimientos de proteínas de manera uniforme durante todo el día (tres comidas y dos snacks). Piensa en tus necesidades totales de proteínas como bloques de proteínas, cada bloque consta de 7 gramos de proteína. ¿Por qué debes hacer esto? Demasiada proteína a la vez aumentará los niveles de insulina, lo que favorecerá el almacenamiento de grasa.

5- Descansa correctamente

shutterstock 370754540
Soloviova Liudmyla / Shutterstock

La mayoría de las personas que pretenden perder peso se centran demasiado en la comida, el agua y el ejercicio, y se olvidan de descansar correctamente. Sin un sueño adecuado, todos los demás factores no sirven para nada.

Cuando no dormimos lo suficiente, disminuyen los niveles de la hormona leptina, haciendo que aumente nuestro apetito. Este aumento del apetito hace que los alimentos prohibidos sean más atractivos, lo que puede echar por tierra todos nuestros esfuerzos por perder peso.

6- Evita la comida basura a toda costa

shutterstock 568882360
Joshua Resnick / Shutterstock

Lo mejor que puedes hacer por tu barriga es renunciar a los alimentos procesados. Un estudio en la revista Food Nutrition Research descubrió que nuestros cuerpos solo queman el 50% de las calorías que ingerimos a partir de alimentos procesados. Si lo piensas bien, comer comida basura es como comer el doble.

7- Date un capricho

shutterstock 334701605
Lukas Gojda / Shutterstock

Si sientes que tu dieta es demasiado estricta, prepara una comida trampa al menos una vez a la semana en la que puedas darte cualquier capricho. Así no pensarás que tienes ciertos alimentos prohibidos de por vida, lo que te ayudará a desearlos en menor medida durante el resto de la semana.

8- Nunca te saltes el desayuno

shutterstock 170157644
baibaz / Shutterstock

Es cierto que el desayuno es la comida más importante del día, así que no te lo saltes nunca. Desayuna durante los 90 minutos después de despertarse, y luego come algo saludable cada tres o cuatro horas.

Cuando nos saltamos el desayuno o esperamos demasiado para comer por la mañana, nuestros cuerpos comienzan a conservar energía y nuestro metabolismo se ralentiza. Saltarse el desayuno también nos hace comer en exceso durante el resto del día.

9- Reduce las cantidades

shutterstock 419241265
Timolina / Shutterstock

Una de las claves para la pérdida de peso a largo plazo es reducir la ingesta total de calorías, y no hay mejor manera de hacerlo que comiendo un poco menos de lo que haríamos habitualmente.

Una vez que adquieres el hábito de reducir las porciones, especialmente de alimentos azucarados, grasos y otros alimentos pobres en nutrientes, podrás ajustar tu dieta para incorporar alimentos más ricos en nutrientes.

¡Comparte estos consejos para perder peso con todos tus amigos!

Últimos artículos